Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Jesús Oliveros escriba una noticia?

Yolimar Pineda: un estilo de vida como puente hacia los JJ.OO

17/07/2012 11:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Valencia, 17 de julio de 2012 (Prensa Fundadeporte / Rubén Alí Coronel).- Cuando una persona proviene de una familia de escasos recursos económicos, salir adelante en la vida "pareciera" una supuesta condición que limita alcanzar ciertas metas; hay quienes salen a trabajar desde muy temprana edad por obligación y otros se fajan a estudiar contra viento y marea. Sin embargo, Yolimar Pineda consiguió una mejor solución: El deporte, herramienta que se convertiría en su pasión y el pasaporte para estar en la cuenta de 69 representantes que tendrá Venezuela en los Juegos Olímpicos Londres 2012.

Con 26 años de edad, la oriunda del barrio Brisas de Carabobo en el municipio Naguanagua, se convirtió en la primera mujer venezolana que correrá el maratón de unos JJ.OO.

Sin duda es la recompensa de una vida llena de obstáculos, constancia, valentía, esfuerzo y sacrificio, un símil perfecto de lo que es su especialidad deportiva.

"Al principio el deporte fue un escape para salir de la necesidad que había en mi hogar, porque Fundadeporte me daba la beca, vivía en la Villa Olímpica y comía bien, pero luego me gustó el ámbito deportivo y lo que estaba haciendo", explicó la maratonista.

Toda una profesional

Relató que "mi infancia fue un poquito difícil, porque vengo de padres separados, de una familia de muy pocos recursos, pero a la vez muy bonita porque compartí mucho con mis hermanos. La casa era muy pequeña, humilde y vivíamos cinco personas".

Yolimar, la segunda de tres hermanos, vivió con su madre hasta los 16 años, luego se mudó a la Villa Olímpica, donde comenzó a hacer carrera deportiva, al mismo tiempo que inició sus estudios en la Universidad de Carabobo, obteniendo el título de licenciada en educación física, deporte y recreación.

Hace dos años vivió uno de los momentos más duros de su vida como lo fue la perdida física de su padre, pero junto a su esposo y el apoyo de su madre, sus hermanos Javier y Adriana, ha seguido adelante hasta lograr el sueño de todo atleta.

Casi una religión

Pero el deporte ha sido más que el escape a la necesidad o una simple pasión. "Ha influido de la mejor manera en vida, porque he crecido como ser humano, ser deportista te crea mucha disciplina y cada día que avanzo creo que mejoro como persona, atleta y profesional".

Aptitudes tempranas

Aunque fue a los 16 años cuando inició la práctica formal del atletismo, la naguanagüense aseguró que desde niña le interesaron las actividades físicas. "No definía cuál disciplina era la que me llamaba más la atención... (...) jugaba kickingbol en el colegio y luego voleibol en el liceo bastante, pero mi estatura no me ayudaba mucho; hasta que encontré el duatlón, comencé a ir a los entrenamientos y me desempeñé más en la carrera que en la bicicleta, entonces me pasé al atletismo".

La maratonista no desciende de una familia deportiva por tradición. "De pequeña recuerdo que mi papá era aficionado al ciclismo y lo hacía junto a mis tíos pero por hobby, nunca fue un atleta de alto nivel".

El descubridor: Luis Arias

Aun cuando mostraba habilidades para el deporte, no fue sino el entrenador de Fundadeporte, Luis Arias, quien descubriría su verdadero talento. Hoy sigue siendo su coach y unos de los principales artífices para su clasificación olímpica.

"Luis tuvo el ojo clínico para ver que yo podía rendir en las carreras y las distancias largas", subrayó.

Arias captó desde un principio sus condiciones y por eso invirtió tiempo, dinero y alimentación, ayudándole en muchas otras cosas a la chica, como por ejemplo inscribirla en las competencias.

"En un principio me costó un poquito, porque no tenía la técnica adecuada para correr, pero poco a poco mi entrenador fue trabajando y fui mejorando... (...) nunca me llamó la atención la pista, tampoco tenía la chispa para las pruebas de velocidad, pero los resultados en las pruebas de resistencia eran excelentes".

La disciplina reina

La corredora recordó que el atletismo es el deporte rey en el mundo del olimpismo. "Ninguna de sus modalidades es fácil, pero pienso que el maratón es lo más exigente que puede haber, porque desgasta bastante el cuerpo y tienes que tener una buena preparación para concluir la prueba".

Lo definió como "muy bello y de verdad todos los que formamos parte de él estamos muy orgullosos".

Tú eres el rival

En el maratón sin duda se corre junto y contra otros atletas, pero Pineda asegura que en estas pruebas de fondo se compite contra uno mismo "Es luchar contra el tiempo, siempre quieres mejorar tu marca, tú rival eres tú mismo y tu mejor actuación anterior".

"Me gusta correr las distancias largas, me destaco mejor, porque a medida que mi cuerpo se va adaptando al recorrido mejoro mi ritmo y me siento más cómoda. En las distancias cortas no soy muy veloz, me cuesta bastante", puntualizó.

Sueño alcanzado

Yolimar se convirtió en la venezolana número 29 en clasificar a Londres 2012 el 15 de abril de 2012, en el maratón de Rotterdam, Holanda, alcanzando marca "B" (2 horas, 41 minutos y 30 segundos).

La fondista remembró ese día. "Cuando corría iba concentrada en el tiempo por kilómetro. Los primeros diez kilómetros los pasé muy rápido, cuando llegué al kilómetros 32 llevaba dos horas exactas, así que me quedaban aproximadamente 40 minutos para los otros 10k; le puse muchísimo porque el frío estaba fuerte y cuando quedaban dos km venía bastante cansada y quería darle lo más duro que podía. Finalmente crucé la meta y no analicé bien lo que había pasado, sólo caminé. Cuando me entregaron las flores y la medalla fue cuando reaccioné y empecé a llorar de la felicidad, al igual que mi entrenador".

La corredora bajó casi nueve minutos su antigua marca personal que era de 2:50.10, alcanzada en 2011 cuando se alzó con los máximos honores del Maratón CAF en Caracas. "Fui a ver cómo me iba y resulté ganando la competencia, donde también habían competidoras extranjeras. Con esa actuación clasifiqué a los Juegos Panamericanos de Guadalajara".

Prosiguió "fue una experiencia única en Holanda, se la dediqué a Dios, a mi entrenador, esposo, mis patrocinantes y al club Carabobo Runner que siempre me apoya".

Al llegar a Venezuela fue recibida por su esposo en el aeropuerto, así como por otros allegados. Al arribar luego a Valencia no cesaron las muestras de afecto hacia la carabobeña.

Londres 2012

Hace poco tiempo ni siquiera pasaba por la mente de Pineda Londres 2012, pero el sueño cada día fue tomando forma, hasta que lo alcanzó. "Es una sensación única. Cuando clasifiqué duré como tres días que no dormía de la felicidad. No encuentro las palabras para describir lo que se siente; me he dado cuenta que voy a formar parte de los mejores atletas del mundo y ahora sé que soy la mejor atleta de mi especialidad de mi país".

Recordó que antes de asistir a Rotterdam observó por televisión un especial de los Juegos Olímpicos Beijing 2008 que le emocionó y motivó a la vez.

Luego viajó a tierras neerlandesas con toda la fe en Dios, algo que la caracteriza por ser cristiana. "Todo se dio como esperábamos. Bajé nuevo minutos de mi antiguo registro, eso es mucho tiempo, representa más de dos kilómetros de carrera".

"Nos estamos enfocando en las fallas que existan, obviamente basándonos en la resistencia, pero ha sido un entrenamiento similar al que hemos hecho para otros maratones", dijo la atlética morena.

Mucho más que correr

Para nadie es un secreto que el deporte requiere de ciertos implementos para su práctica. "Fue muy difícil porque me costaba tener los zapatos y la ropa adecuados. Al principio tenía un solo calzado, pero ahora tengo patrocinantes –entre ellos Nike- que trimestralmente me los dan, porque necesitas unos para la ruta, otros para la pista y los de competir, al igual que la vestimenta".

Aprovechó para explicar lo siguiente, "cualquier zapato no te sirve para correr, porque todo depende de la forma de pisar, puedes ser neutro, supinador o pronador. La pisada es lo que te va a decir el uso del calzado adecuado, ese es el error de las personas cuando lo compran en una tienda, que no toman cuenta esto".

Fundadeporte y HFSR forman parte de su historia

Cuando se descubre un nuevo talento en el estado Carabobo, Fundadeporte le tiende la mano inmediatamente para su desarrollo deportivo y personal. Con Pineda no fue la excepción. "Desde que comencé he tenido mi beca, además la Villa Olímpica es una de las mejores en Venezuela y la que mejor funciona, porque los atletas tienen su alimentación y toda la atención. La atención médica gratuita que nos brindan es muy importante, porque uno como atleta prácticamente la necesita a diario".

Pero no sólo ha sido la Fundación, sino que el gobernador de Carabobo, Henrique Fernando Salas Römer, es uno de los responsables de que la carabobeña haya alcanzado el boleto a Londres, dado que la preparación hacia Rottendam, cumplida en Colombia por la atleta, tuvo el apoyo económico directo del Primer Mandatario Regional.

Podio desde Cojedes 2003

Recuerda como si fuera ayer los Juegos Deportivos Nacionales Cojedes 2003, cuando por primera vez defendió los colores de Carabobo. "Estaba muy joven y para mí era lo máximo, fue emocionante, la experiencia fue bastante agradable".

Destacó que "nos quedamos en un hotel muy grande toda la selección, éramos el mejor estado, los mejores vestidos y preparados, con el mejor transporte".

En esa ocasión prácticamente corrió con una lesión en un pie, sin embargo, obtuvo buenos resultados personales terminando quinta en la media maratón y sexta en los 5 mil metros. "Mejoré bastante desde ese momento para acá".

Luego participó en los Andes 2005, donde fue campeona nacional en los 10 mil metros, plata en los 5 mil, bronce en los 21 km y por si fuera poco premiada como la mejor novata del año.

Dos años más tarde Pineda dijo presente en Los Llanos 2007, pero el ritmo académico que llevaba en ese momento no le permitió prepararse lo suficientemente bien.

Su última participación en la máxima cita atlética nacional fue en 2011, cuando alcanzó plata en la media maratón mejorando su marca personal y el bronce en los 10 mil kilómetros.

Pineda resume así esta fase: "Ha sido maravilloso pertenecer a Carabobo y ser parte de estos atletas que hacen un gran estado y dan grandes resultados".

El tricolor nacional

Durante diez años de carrera deportiva, Pineda ha participado en diferentes eventos internacionales, dejando en alto el nombre de Venezuela. Ha estado presente en campeonatos Universitarios, Bolivarianos, Suramericanos, Centroamericanos y del Caribe y en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011. Todo esto sin contar innumerables maratones y carreras.

Hasta los momentos la experiencia más bonita la vivió en el Mundial de Cross Country (carrera de travesía, 2006, Japón), en el que Venezuela se ubicó en la posición 14 por equipo.

El cupo hacia el otro lado del mundo fue ganado en Argentina, luego que por vez primera en la historia del atletismo criollo, unas mujeres finalizaran campeonas suramericanas por equipo.

Sobre la cita asiática dijo "Fue una gran experiencia, porque el equipo fue bastante bueno y estuvimos junto a los mejores corredores del mundo. Lamentablemente no se ha podido formar otro como ese".

La rutina de entrenamiento

Para llegar a ser un atleta olímpico se necesita mucha dedicación. En este sentido, la fondista explicó que no sólo es correr, sino también tener una preparación que incluye trabajos con ligas, pesas y otros fortalecimientos. "Un día de entrenamiento para mí depende de la planificación y etapa en la que esté, pero puedo hacer 30 kilómetros en un día, con trabajos en la pista, de repetición y ruta en dos secciones, mañana y tarde".

Son entrenamientos constantes y "así estés cansado o con ganas de quedarte en casa tienes que salir a entrenar".

La alimentación

No es un secreto para nadie que la alimentación juega un papel importante en el desempeño de los atletas, pero más para un corredor de fondo. "Como muy balanceado –refiere Pineda, a quien le encanta la cocina- con carne, pescado, pollo, cereales, frutas, granos, además meriendo antes y después de correr. Lo que varía es la cantidad y la combinación de los alimentos, esto es una rutina y están prohibidas las comidas chatarras".

Los sacrificios

Todo tiene su precio y para Yolimar Pineda llegar a ser una atleta olímpica ha tenido su cuota de sacrificio. "Dejar a tu familia cuando sales a competir, muchas veces viajas totalmente solo, sin ninguna compañía. Irte a concentraciones de un mes fuera de tu casa, sin ver a tus seres queridos".

Una amante de la playa

Muy a pesar del calendario apretadísimo que tiene su vida, de vez en cuando tiene algún tiempo libre, el cual lo disfruta junto a los suyos. "Me gusta ir a la playa y compartir con mi esposo, compañeros, amigos y la familia". Los cayos de Tucacas y Los Roques son sus playas favoritas, al tiempo que le atrae la pesca.

También le encanta dormir, lo cual aprovecha cada vez que regresa de su entrenamiento matutino puesto que le ayuda a recuperarse mucho.

Con la mentalidad en Río y en ser madre

Como pocas personas lo hacen, la carabobeña ya tiene en mente claros sus objetivos en los próximos cuatro años y es cumplir todo el próximo ciclo olímpico para asistir a las Olimpíadas de Río de Janeiro 2016. "Luego de esto quiero agrandar la familia, ya lo he pensado, porque quiero tener hijos".

No descartó que también esté presente en la cita del 2020, porque "aún tengo una carrera deportiva por delante bastante larga, espero y confío que todo va a seguir marchando bien y voy a seguir bajando mis tiempos personales, para poder tener una mejor participación a nivel mundial".

"Nada es imposible"

Antes de culminar, Pineda quiso dejarle un mensaje a todos los venezolanos, "Para el que cree que puede hacer las cosas, nada es imposible. Lo que sea difícil con constancia, sacrificio y esfuerzo se convierte posible. Nunca desmayen por alcanzar su sueño. Para nosotros los atletas todo ha sido un sacrificio; sueñen en grande, en que las cosas sí se pueden alcanzar". (Prensa Fundeporte)

Frases

"Aún tengo contacto con muchos amigos de mi infancia".

"Aquí seguiré hasta que Dios me permita y me dé fuerza de continuar corriendo".

"Nada se compara con los Juegos Olímpicos, todo atleta sueña con llegar allí".

"La constancia, valiente y el esfuerzo en lo que te gusta es la base de toda victoria".

Ficha técnica

Nombre: Yolimar Elizabeth Pineda Medina de Gómez

Lugar de Nacimiento: Valencia, Edo Carabobo

Fecha de nacimiento: 14 de noviembre de 1985

Nivel académico: Licenciada en Educación Física Deporte y Recreación

Estado civil: Casada


Sobre esta noticia

Autor:
Jesús Oliveros (3768 noticias)
Fuente:
desafiodeportivo.com.ve
Visitas:
998
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.