Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Venezolanos, aumentan índices psicosomáticos de deficiencia nutricional

07/03/2018 23:11 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

En Venezuela, la contienda democrática no se respeta y el Castrismo nos hace mucho mal,

La Tecla Fértil

 

La sociedad venezolana, se encuentra marcada por una dictadura ideológica que viene provocando distorsiones económicas, el crimen organizado y el espionaje. Todo esto, es una realidad cotidiana en Venezuela y dejamos de ser hombres libres para ser esclavizados, obviando las propuestas de otros países desarrollados.

La cobardía nos arropa como la conciencia política. La sociedad, poco tiene espacios para entender que otras personas no están dispuestas a correr peligros, más allá, está la opinión pública internacional que tiene confianza en un dialogo político, pero, sus protagonistas son muy mediocres. el primer deber de un hombre libre es respetar las propuestas de otro hombre libre, aunque las refute.

En Venezuela, la contienda democrática no se respeta y el Castrismo nos hace mucho mal, porque estamos copiando ese molde.

Entre los objetivos planteados por el XIX Congreso del Partido Comunista Chino, celebrado en noviembre de 2017, está el compromiso de que la economía asiática sea “completamente inteligente” en 2030.

A principios del pasado siglo XX el sociólogo argentino José Ingenieros consideró que había tres tipos de hombre, uno de los cuales se ajusta perfectamente a estos tiempos en los que la masificación y el acceso a la información generan ciudadanos desinteresados en sucesos trascendentes y que solo muestran interés en lo superfluo. Ingeniero definió a este hombre que pulula hoy, a pesar de que cuenta con la posibilidad de acceder a recursos y medios sin precedentes, como “el hombre mediocre”: un sujeto “incapaz de usar su imaginación para concebir ideales que le propongan un futuro por el cual luchar”,

Estudios recientes señalan que más de la mitad de los niños que hoy asisten a la escuela primaria tendrán puestos de trabajo que aún no existen. Las nuevas tecnologías, que amenazan reemplazar muchos de nuestros actuales puestos de trabajo son, también, las que abren nuevas posibilidades laborales aun impensadas y, paradójicamente, tecnologías como cognitive computing son las que sin duda pueden ayudarnos a prepararnos para enfrentar este nuevo paradigma.

Son dificultosos esos encuentros no porque falten personas con valores e integridad, sino porque un número importante de sujetos, conscientes de que no tienen fortaleza suficiente para correr los riesgos que demanda la defensa de sus opiniones, buscan descalificar con cualquier argumento a los que están dispuestos a arriesgarlo todo por sus convicciones.

No cabe dudas de que el sometimiento a las corrientes de opinión mayoritarias, aunque no se compartan, otorga beneficios, solo que a la postre se están hipotecando los derechos de actuar con base en convicciones propias, y se empieza a vivir en un entramado de mentiras y medias verdades. lo que determina su sumisión a la rutina, a los perjuicios, hasta convertirse en siervo de cualquier amo, puesto que su objetivo es vivir de la mejor manera posible, sin generar conflictos que pongan en riesgo su sobrevivencia.

Muchos cuidadores familiares presentan síntomas clínicos significativos de ansiedad

Hay importantes factores protectores y de promoción de la salud mental que debieran basarse en un estilo de vida saludable, un medio ambiente seguro y coherente, la participación activa dentro de la sociedad y la comunidad, el apoyo de las familias, coetáneos y cuidadores que juegan un papel clave en la promoción de la salud mental de las personas mayores.

Las personas mayores pertenecientes a ciertos grupos tienen un riesgo mayor de sufrir problemas mentales. Estos incluyen a las mujeres mayores, a los que viven al borde de la pobreza, los que viven con enfermedades crónicas, los que son víctimas de abusos o los que pertenecen a minorías culturales o étnicas. Las medidas destinadas a desarrollar su capacidad de recuperación o para reducir su vulnerabilidad específica, entre otras cosas, a través de la prestación de servicios, pueden mejorar las condiciones de vida y disminuir los problemas de salud mental en estos grupos; estas medidas también pueden incrementar la inclusión y cohesión sociales.

Existe mucho desconocimiento y escasa difusión acerca de la salud mental de las personas mayores, en términos de sus determinantes, en el nivel de las políticas, de las actuaciones efectivas de promoción, y de la acción preventiva y difusión de la investigación, para determinar cómo se pueden transferir los resultados a las prácticas y a las políticas. Para dar algunos ejemplos y reconociendo el impacto profundo e inmediato que producen las alteraciones en la salud mental en la calidad de vida, la depresión en las personas mayores es un factor de riesgo para la disfunción y puede presagiar una muerte prematura. Las personas mayores con depresión son de dos a tres veces más susceptibles a tener dos o más enfermedades crónicas, y de dos a seis veces más de sufrir, cuando menos, una limitación en sus actividades cotidianas en comparación a los grupos de menor edad.

Por consiguiente, parece que será necesario un fuerte desarrollo de los servicios tecnoprofesionales de cuidados, especialmente en aquellos países o zonas rurales donde la mayor parte de los cuidados de las personas mayores aún se proporcionan en el seno de las familias. Los cuidados en el hogar conllevan tensiones de índole física, psicológica, social y económica, y los cuidadores (mujeres por regla general) con frecuencia tienen que sacrificar muchas cosas para poder cuidar a sus familiares. El problema se ve exacerbado por la falta de adiestramiento necesario y la insuficiencia del apoyo social, económico y emocional hacia los cuidadores. En consecuencia, muestran un incremento en el riesgo de contraer enfermedades físicas y psicológicas, lo que sugiere la necesidad de un apoyo mayor para impedir que ellos también enfermen.

. Se dan con frecuencia, también, problemas generales de salud y daños físicos, como los de la espalda por tener que levantar peso.

Además, los cuidadores de personas afectadas por demencia tienen tendencia a sufrir niveles más altos de estrés y carga, e informan sobre niveles más altos de depresión y fatiga. El impacto negativo de los cuidados puede durar toda la vida. A medida que los cuidadores van envejeciendo, las personas cuidadoras no profesionales de personas con demencia, que han interrumpido su vida laboral para cuidar a un familiar, corren el riesgo de la pobreza asociada a la reducción de la vida activa remunerada y de los beneficios de las pensiones

. En términos generales, una de las claves para permanecer mentalmente sano a través de la vejez es construir reservas cognitivas, recursos físicos, y mantenerse socialmente activo realizando actividades tranquilas de ocio, que contribuyen a la actividad mental.


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (475 noticias)
Visitas:
3806
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.