Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que La Plomada escriba una noticia?

SNI operará hasta que haya cupos disponibles en universidades

04/07/2015 22:04 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Prensa MPPEUCT 03/07/2015 182imageEl ministro Manuel Fernández, en entrevista con medios nacionales, anunció que en los próximos días se acordará la nueva fase de asignación, que se prevé realizar una vez a la semana. En dos procesos realizados se han otorgado 197.162 cupos y quedan disponibles 64.696 en instituciones oficiales

ministro.jpg

El Sistema Nacional de Ingreso (SNI), plataforma automatizada creada por el Estado venezolano para democratizar el acceso a las universidades del país, estará abierto hasta que haya cupos disponibles y bachilleres que los requieran, por lo que en esta tercera fase del sistema lo que se busca es ofrecer a las y los aspirantes, que no han sido asignados, otras carreras para garantizar su derecho a una educación de calidad, pública y gratuita, señaló este jueves el ministro del Poder Popular para Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología (Mppeuct), Manuel Fernández.

Durante una entrevista con medios nacionales, efectuada en la Torre Ministerial, en Caracas, el Ministro explicó que hay carreras muy demandadas y otras en las que todavía hay cupos, que se presentarán a aquellos jóvenes que no obtuvieron el ingreso en los dos primeros procesos de asignación, para que éstos decidan si desean estudiar o no esas carrera o Programas Nacionales de Formación (PNF).

Si bien, hasta la fecha 197.162 bachilleres han sido asignados, quedan 64.696 cupos disponibles de las instituciones universitarias oficiales que el Estado se comprometió a otorgar, lo que contrasta con el funcionamiento de este sistema que en 40 años se encargó de retornar estos cupos a las casas de estudio y muchos fueron utilizados por las mafias universitarias.

Este tema va en consonancia con dos retos del Gobierno Bolivariano: crear un plan sobre los objetivos país y su relación con las carreras requeridas para su contribución, además de la importancia de difundir otras posibilidades de estudio a cursantes de primero y segundo año, para que obtengan una orientación vocacional desde los primeros años.

"(Hacer) un ajuste entre los valores sociales instalados, asociados a las carreras, y las necesidades concretas de desarrollo que tengamos", dijo Fernández.

Ejemplificó que por lo antes mencionado, Medicina tiene una demanda de 32.000 aspirantes y solamente hay cupos para 6.000 estudiantes. Casos similares se presentan en otras carreras de las ciencias de la salud, como Enfermería, Bioanálisis, Farmacia y Odontología; así como Derecho, ingenierías y algunas carreras de ciencias económicas.

"Hay un problema y es el más difícil de todos, y es el tema vocacional, aptitudinal y social", expresó el titular del Mppeuct, al tiempo que recalcó que además de los 64.696 cupos disponibles en las casas de estudio, quedan otros 60.000 de Misión Sucre y 20.000 de Medicina Integral Comunitaria (MIC).

Pruebas al margen de la norma

Al ser consultado sobre la posición de algunas autoridades universitarias luego de la asignación efectuada por el SNI, el Ministro aclaró que dicha plataforma tiene todo el poder legítimo para hacer respetar sus decisiones y cuenta, además, con el recurso de amparo que la Federación de Estudiantes de Educación Media introdujo ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

Sin embargo, reiteró su llamado al diálogo a estas autoridades, con el propósito de conocer sus planteamientos, ya que se trata de un sistema perfectible.

"Cualquier debate sobre los números y la cantidad, las hipótesis que sobre esto se hagan, se tienen que objetivar en una mesa de trabajo donde uno le consiga soluciones concretas, verdaderas, realizables a la cantidad de estudiantes que ingresarán a las universidades en los próximos años", comentó.

Respecto a la realización de pruebas internas, recientemente aplicadas en universidades como la Central de Venezuela (UCV), Fernández recordó que en 2007, el presidente Hugo Chávez eliminó la Prueba de Aptitud Académica y en 2008, durante una sesión del Consejo Nacional de Universidades (CNU), se eliminó la aplicación de las pruebas internas.

Tras esta decisión, tomada por la mayoría de los rectores, el Estado dio un año a las casas de estudio para que dejaran de hacer estas pruebas como mecanismo de ingreso; no obstante, fue hasta este año cuando esa norma se materializó a través del nuevo SNI, que luego de haber solicitado el plan matricular a cada universidad para conocer su oferta, efectuó la asignación respetando los métodos de ingreso de las universidades, como las actas convenio y los ingresos por méritos deportivos y culturales.

"Vamos a conversar y a dar todas las tareas que tengamos que hacer para garantizar el cupo. Al que menos le interesa un conflicto de esa naturaleza, sobre todo entre muchachas y muchachos, es a nosotros", ratificó.

Baremo para el ingreso

Fue en la sesión del CNU, de diciembre pasado, cuando se acordó que el SNI funcionaría, a partir de este año, a través de la aplicación de nuevas variables que dejaron atrás la exclusividad del índice académico por considerarlo un método de selección excluyente.

En este sentido, el novedoso sistema, también aplicado en Alemania y Francia, asigna tomando en cuenta 50% del promedio de notas, 30% del índice socioeconómico, 15% de territorialización y 5% de participación en actividades comunitarias y extracurriculares.

Sobre la primera variable, el Ministro detalló que se asignaron 14.500 estudiantes con promedio igual o superior a 18 puntos y hay más de 4.000 con promedio superior a 18 que no lo están. "Ya los tenemos identificados y estamos haciendo un esfuerzo de coordinación con rectores y decanos de todas las universidades para garantizar el acceso", afirmó.

La segunda variable, el índice socioeconómico, se aplica con la realización de 18 preguntas mediante el método Graffar (utilizado en varios países para el estudio de las condiciones sociales de la familia).

Como tercera variable destaca la territorialidad, en la que se da prioridad a la cercanía entre la residencia del estudiante y la universidad en la que desea estudiar. A modo de ejemplo, Fernández planteó el caso de un estudiante habitante de Puerto Ordaz, en el estado Bolívar, que elige estudiar Medicina en la Universidad de Oriente (UDO) sede Ciudad Bolívar, variable en la que obtendrá 15% por tener la carrera en su zona.

Mientras que, si elige esa carrera en otro lugar, teniendo esa opción, el sistema pondrá entre 10 y 12 puntos, y en el caso de irse más lejos, 7, 5%, la mitad.

"El índice de territorialidad no castiga. Un muchacho y una muchacha que sale a estudiar a centenares de kilómetros de su casa le cuesta muchísimo más a esa familia", sostuvo e hizo mención a un segundo aspecto, el hecho de que en 92% de los municipios del territorio nacional hay alguna expresión de educación universitaria que debe ser aprovechada por los estudiantes.

La participación es la última variable en la que se le pregunta al estudiante si participó en alguna actividad extracurricular o comunitaria. De ser afirmativo, se coloca 5%.

El ministro Fernández adelantó que las dos primeras fases fueron las más grandes en cantidad de aspirantes beneficiados con una plaza de estudios y a partir de los próximos días se acordará la nueva fase de asignación, que se prevé realizar una vez a la semana. Prensa Mppeuct-AVN


Sobre esta noticia

Autor:
La Plomada (17702 noticias)
Fuente:
fundacionlaplomada.blogspot.com
Visitas:
71
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.