Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Correo Cultural escriba una noticia?

Ruddy Rodríguez

08/08/2011 16:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Con más de veinte años de vida artística, RUDDY RODRIGUEZ, sin duda, es una de las actrices venezolanas más versátiles y de mayor proyección internacional. Nacida en Venezuela un 20 de marzo, de madre italiana y padre venezolano y salida de las filas de la enseñanza de natación infantil, es una genuina representación de esa exótica belleza latina que ha hecho universalmente famosa a la mujer venezolana. Es, precisamente a través del certamen Miss Venezuela, cuando logra su primera aparición pública, en l985, al lograr el título de belleza internacional Miss World Venezuela.

A partir de allí, una carrera llena de logros y reconocimientos conforman la vida artística de esta incansable actriz que se ha forjado un nombre reconocido internacionalmente, a base del esfuerzo innovador y un continuo reinventarse que le han permitido, hasta hoy, mantenerse en el tope abarcando todos los ámbitos artísticos. La televisión, el teatro, el canto, la publicidad y el cine, entre otras actividades, forman parte de sus facetas. En esta última, ciertamente, irrumpe con una aparición de gran trascendencia en l986, al lado de Timothy Dalton, como la primera Chica Bond Latina en el film del agente 007 The Living Daylights.

El mundo no permaneció indiferente ante este hallazgo y comienza su carrera internacional. Las Ibáñez (1989), El Magnate (1990) y Mala Mujer (1991), grabadas en Colombia, USA y Perú, respectivamente, le abren un mundo de oportunidades en un momento en que pocas actrices venezolanas tenían la posibilidad de alcanzar esos derroteros; pero este es también el momento de su primera aparición en la pantalla grande con una producción de factura franco-española: Contacto en Caracas. Igualmente se entusiasma a debutar como vocalista, con el disco de música pop Espejismos (1991), el cual le dio la oportunidad de lucirse con coreografías y vestuarios vanguardistas en sus videoclips promocionales. Fue pionera, en este sentido, al hacer cuatro producciones musicales de alta factura completamente en exteriores en París, Mykonos, Los Ángeles y Canaima para impulsar su material discográfico.

Nuevamente, en 1991, participa en el cine con la película La Guerra Blanche. Sin embargo, la televisión demanda su presencia. Es así como continua su trabajo dramático en La Mujer Doble (1992) y Pasiones Secretas (1993) en Colombia, compartiendo roles estelares con figuras de la talla de Carlos Vives y Danilo Santos y logrando definitivamente su consagración internacional.

En l992, se impone, de nuevo, esa condición de mujer innovadora que ha marcado su carrera durante estos veinte años, e incluso, le ha abierto el camino a otras figuras del mundo artístico, quienes han seguido sus pasos. Lanza al mercado su línea de trajes de baño y, durante cuatro años consecutivos, con récords de venta, sus espectaculares calendarios, el segundo de ellos, ciertamente, se ubicó como el producto mas vendido a través de telemarketing por la cadena hispana de Estados Unidos Telemundo. Ciudades como Tokio, Londres, Moscú, El Cairo, Hong Kong y Machu Pichu, entre otras, además de Caracas, sirvieron de marco en un tributo a su belleza que recorrió el mundo entero. A la par, incursiona como animadora con Supercine con Ruddy, tambien para la cadena Telemundo de USA.

La telenovela Amores de Fin de Siglo, del escritor Leonardo Padrón, donde comparte roles con el destacado actor Daniel Lugo, marca, en 1994, su retorno a Venezuela. De nuevo establece pautas en la moda con el olor a durazno que promovía su personaje Lejana San Miguel. Otros éxitos en cine también con Bésame Mucho, coproducida entre México, Colombia y Venezuela y dramáticos como Flor de Oro (1995) también en Colombia y Aguamarina (1997) en Miami, al lado de Leonardo García, desarrollan, aun mas, sus condiciones histriónicas, ofreciéndole la posibilidad, de nuevo, en el cine venezolano con la película Amaneció De Golpe en 1996, interpretando a una periodista, personaje que se robó los aplausos de los espectadores.

Su inquietud como animadora continua presente, y este mismo año, en De Moda con Ruddy Rodríguez, programa transmitido por Televen, completa su paso, conjuntamente con RCTV y Venevision, por todas las televisoras venezolanas del momento y para l998 presenta en Venezuela, igualmente con éxito, Café con Ruddy y estelariza la miniserie Brigada Central, con el destacado actor Imanol Arias del grupo de predilectos de Almodóvar – y Margarita Rosa De Francisco, en una producción realizada entre España, Alemania. Francia y Venezuela, con lo cual adquiere una experiencia enriquecedora y acentúa su carácter innovador.

Otros dramáticos continúan afianzando su carrera: Amantes de Luna Llena (2000), El Inútil (2001) y la película Sin Amparo (2001), estas dos ultimas de nuevo la llevan a Colombia país que siempre la ha considerado su hija adoptiva. Sin embargo, una nueva inquietud histriónica le abre las puertas: el teatro, lo que le permite disfrutar de ese contacto directo con un público que reconoce su talento. El monólogo Una Mujer con Suerte, del dramaturgo Romano Rodríguez, hermano de la actriz, le permite recoger aplausos en toda Venezuela, Panamá y ciudades como Los Ángeles y Bogotá, que demandan su presencia.

Pero el incansable espíritu de RUDDY RODRIGUEZ no se detiene. Cientos de artículos de primera línea han confiado, y siguen confiando en su imagen, para la promoción publicitaria de sus productos, algunos de ellos a nivel global lo que la lleva, simultáneamente, a acumular experiencias que le han servido en su lanzamiento en el mundo de los negocios con una empresa de productos de belleza que lleva su nombre. Simultáneamente, desarrolla un trabajo filantrópico a través de la a Fundación Camino a La Felicidad, participando activamente con su imagen en este movimiento no religioso, para contribuir a llevar una vida mejor y feliz con similar entusiasmo con el que participa en obras sociales que ponen de relieve su sensibilidad social.

Natalia de 8 a 9 (2004) y María Lionza (2006), dos largometrajes para televisión, realizados en Venezuela, afianzan sus dotes actorales en este tipo de producciones y le despiertan otros anhelos profesionales.

De nuevo, Colombia le ofrece una gran oportunidad con la telenovela La Ex (2006) donde se luce con dos personajes simultáneos y logra primerísimos lugares de sintonía en Ecuador, Argentina, Polonia, República Domenicana, Panamá, El Salvador y Venezuela.

Sin descanso asume inmediatamente la versión en español de la exitosa serie de la TV estadounidense: Amas de Casas Desesperadas interpretando el rol de Eugenia (Bree) junto a Sofia Vergara, Geraldine Zivic, Lorena Maritano, Marisol Moreno y Ana Maria Orozco, serie que de inmediato se convierte en un suceso en Ecuador, Colombia, Panamá Y Venezuela.

La versatilidad del trabajo de Ruddy no se detiene y la prestigiosa Fox Television la contrata para la serie de suspenso Tiempo Final transmitida con altísima sintonía en toda Latinoamérica.

Protagonizo la pelicula "Venezzia" contando con la aceptacion y apoyo del publico.

Actualmente se encuentra grabando la telenovela "AMOR DE CARNAVAL" que se graba totalmente en la ciudad de Barranquilla, Ruddy, quien interpreta el personaje de Adela Donado, sabía que iba a tener que viajar por aire mucho hacia Bogotá y viceversa, pero con el éxito de su obra de teatro "Ella en mi cabeza", prácticamente tuvo que aprender a vivir en los aviones.

"Yo había tenido que viajar bastante, por ejemplo cuando hice simultáneamente novela en Venezuela y seriado en Colombia, pero en esta oportunidad ha sido muy duro porque debo hacer hasta 3 viajes en la semana. Afortunadamente a mí me encantan los aviones y como no soy nerviosa, duermo mucho para llegar descansada y así cuando me bajo puedo enfrentar el trabajo que me toque". "Por otra parte, hay que saber viajar y yo ya soy una experta porque nunca cargo maletas grandes y eso es porque empaco lo necesario en una maletica pequeña que no debo mandar por equipaje. Con esa misma, incluso he viajado a Inglaterra empacando vestido largo, tacones y abrigo", dice Ruddy.

Con respecto a su manejo con la gente, asegura la actriz venezolana que en absoluto le molesta hablar con su compañero de silla o tomarse fotos a las 4 o 5 de la mañana en el aeropuerto. "Gracias a la gente es que somos lo que somos los que trabajamos en este oficio, por eso simplemente hay que gozarse la amabilidad de quienes te saludan o se quieren tomar una foto contigo"

Fuente: Gisela Matamoros.


Sobre esta noticia

Autor:
Correo Cultural (16422 noticias)
Fuente:
correocultural.com
Visitas:
1133
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.