Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Antonio Gonzalez Ordoñez escriba una noticia?

Una rebelión antiburocrática para una genuina participación protagónica del pueblo en la revolución

25/10/2009 09:59 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

En el proximo congreso extraordinariodel PSUV habra una oportunidad historica de conformar el nuevo partido de la revolucion Venezolana

Europa  Press

Antonio González Ordoñez

Para el próximo mes de diciembre de este año 2009 se estará instalando el congreso extraordinario del Partido Socialista Unido de Venezuela PSUV, esta será sin duda alguna quizás la ocasión más importantes en la historia política venezolana en los últimos años, en ella delegados electos previamente en ejercicio de la democracia directa, debatirán lo referente a las bases programáticas, estatutos, relaciones internacionales y otros temas trascendentales que señalaran el futuro de Venezuela tomando en cuenta que tras el debate quedara aprobado el modelo de sociedad a la aspiramos y como lo lograremos, con qué tipo de organización y bajo que parámetros.

Pensamos que el primer cuestionamiento de debe ser a la actual concepción del Estado como tal, ya no simplemente como Estado capitalista al que hay que oponer un Estado proletario, o como un Estado que supuestamente sería reflejo de los intereses de una clase social, sino del Estado mismo como máquina de poder, como división entre quien manda y quien obedece. Lo que se trata es de desmontar el actual Estado burgués, la revolución bolivariana es profundamente libertaria, de ahí la necesidad del desarrollo de otro poder completamente distinto, que tenga como base la capacidad de autogestión y autogobierno del pueblo como tal ? estos conceptos han sido expuestos por estudiosos de este tema como Roland Denis? .

Se debe avanzar hacia la creación de una organización que de preeminencia al poder originario (poder popular) sobre los aparatos políticos y gubernamentales donde la voluntad de la mayoría no este sometida a los caprichos y conveniencias de cúpulas y cogollos partidistas o gobierneros.

En lo que tiene que ver con la militancia según Lenin, únicamente deben ser miembros del partido los más conscientes, y esa mayor conciencia se debe manifestar no sólo en la adhesión al programa y estatutos, sino también en la actividad práctica militante. El gran revolucionario Lenin subraya que es necesario distinguir entre quienes forman parte del partido y quienes se hallan vinculados a él; que aun los elementos de los sindicatos pueden no tener ese grado de actividad y conciencia, y por lo tanto deben ser diferenciados del partido.

Para Lenin la clave de la organización es un partido de revolucionarios rodeado de un amplio «movimiento obrero» agregaríamos para la actualidad también otras organizaciones y movimientos sociales. No se trataba de una «suma de conspiradores», como decían sus críticos sino de crear organizaciones «del» partido del más diverso tipo, hasta las más amplias: círculos de lectores, círculos de actividad sindical, sindicatos dirigidos o influidos por el partido.

La conciencia de clase

Como se observa, la concepción de partido de Lenin entronca y está basada en una concepción más amplia acerca de qué es conciencia de clase y fundamentalmente de cómo se accede a ella.

La ausencia de conciencia acerca del carácter irreconciliable de los intereses obreros y los explotados en general con la clase burguesa ha llevado a la derrota a innumerables revoluciones; la coalición de colaboración de clases entre la burguesía y el proletariado se basa precisamente en esa falta de independencia política del proletariado. Pero sólo una vanguardia sólidamente organizada, en torno a una teoría científica de la explotación y del estado, puede comprender a fondo la profundidad de los antagonismos de clase y evitar y combatir las «trampas» que tiende a cada paso el colaboracionismo (diríamos reformismo).

Por eso este planteo de la conciencia de clase explica la importancia que Lenin dará a la teoría marxista y el rol y carácter del partido que entronca con ello. No es casual que en medio de la discusión sobre organización del partido, Lenin afirmara que «sin teoría marxista no hay revolución», y sostuviera la tesis de Engels, en el sentido de que la fuerza del movimiento revolucionario reside en la unión de la lucha económica y política con la lucha teórica. El planteo leninista de partido de vanguardia, de agrupar a los elementos más conscientes, adquiere así toda la dimensión que demanda esta lucha.

En última instancia, partido, conciencia de clase y teoría forman una totalidad que se sostienen y alimentan mutuamente, y en la que ninguna puede ser aislada metafísicamente de la otra. Y de acuerdo a nuestro modo de ver debe ser ejercida por un colectivo, el poder originario que no es otra que la mayoría del pueblo es la hora de una rebelión antiburocratica e igualitaria, de lo contrario se perderá la gran esperanza por la construcción del Socialismo del siglo XXI.

Ordonez47@hotmail.com

aordonez47@gmail.com


Sobre esta noticia

Autor:
Antonio Gonzalez Ordoñez (38 noticias)
Visitas:
584
Tipo:
Opinión
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.