Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Antonio Gonzalez Ordoñez escriba una noticia?

El PSUV de maquinaria electoral a organización para dar al traste al capitalismo

03/11/2009 16:33 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El PSUV segun entendemos deber ser el instrumento de la clase obrera para instuarra el Socialismo en Venezuela, una verdadera organizacion clasista y revolucionaria

Antonio González Ordoñez

En estos días previos al congreso extraordinario del Partido Socialista Unido de Venezuela PSUV, se ha venido dando una serie de debates sobre los aspectos fundamentales que a la manera de ver de muchos militantes de esta organización se deben abordar en dicho evento, abordando dichos contenidos teóricos en relación al partido que se requiere en la Venezuela del siglo XXI, esta discusión se está dando en varios escenarios; en primer lugar a través de documentos y artículos publicados en diversos medios también hecho circular de manera impresa entre militantes, en segundo lugar en algunas patrullas del PSUV que se han logrado reunir para dar la discusión y en tercer lugar en las organizaciones sociales del proceso (Misiones, Mesas Técnicas, CTU, Sindicatos, Círculos Bolivarianos) quienes también están dando su aporte.

En este sentido hemos recogido algunas ideas que consideramos pudieran servir de insumo también a la discusión, comenzaremos por plantear como aspecto central la estrategia anticapitalista de una vanguardia política revolucionaria en Venezuela, que debería ser el punto de llegada para la posibilidad de la construcción genuina de una sociedad Socialista, una verdadera sociedad de hombres y mujeres iguales y libres, para lograr este objetivo los clásicos del marxismo definen unos movimientos ligados a formas combinadas y complejas de sublevación popular y huelga general. Aunque parezca ilógico este planteamiento tomando en cuenta que hay gobierno revolucionario en el poder en Venezuela, no debemos perder de vista como objetivo central de la organización política revolucionaria en construcción, la creación del poder popular y de esta forma propiciar el conjunto de luchas tácticas necesarias para la superación del capitalismo, subordinados a los fines estratégicos mencionados, pues si se sigue dentro del esquema del viejo estado capitalista es fácil terminar fortaleciendo a fracciones de la burguesía; siendo perfectamente funcionales al orden de la minoría que aun es dueña de los medios de producción y el gran capital; o los que representando a grupos de la pequeña burguesía disfrazados de revolucionarios, pero carentes de la convicción de que hay que conceder el poder a las mayorías para transformar la sociedad radicalmente. La lucha de clases para el anticapitalismo, en el último definitivo término, lo cual solo sólo tiene sentido estratégico si se conduce sobre fines eminentemente políticos.

En ese mismo orden se puede decir Los trabajadores y los pueblos tienen el deber político de emplear todas las formas de lucha existentes para la realización de sus intereses históricos, de acuerdo a las correlaciones de fuerzas, los contextos dinámicos, la densidad de la lucha de clases, la conciencia de los dominados. Las formas de lucha, sin olvidar las cuestiones estratégicas al respecto, se resuelven en tácticas que conjuntan coherencia política y construcción de fuerzas. En este sentido, la lucha electoral, es decir, la participación el ejercicio de la soberanía a través del voto, es una táctica que, sin condiciones teóricas claras, convierten al partido en maquinaria electorera y se cae en la repetición de esquemas de los viejos partidos socialdemócratas que originaron los modelos europeos que avanzaron hacia algún tipo de reformas pero no hicieron la Revolución.

El empleo táctico de la lucha electoral tiene sentido siempre y cuando preexista una fuerza social amplia, altamente organizada y con una dirección política acerada en luchas relevantes y aciertos populares. La representación de los intereses históricos del pueblo en cualquier escala del orden gubernamental Bolivariano funciona como amplificador y facilitador para los objetivos estratégicos de las mayorías explotadas y oprimidas, siempre y cuando se mantenga en sintonía y subordinada a un movimiento popular realmente existente, y como parte de un complejo estratégico de poder. De lo contrario, los riesgos de cooptación, impotencia y desorientación política como lo demuestra la historia reciente en Venezuela.

Es por esto que creemos que para demoler el estado capitalista es necesario construir un partido con una solida teoría clasista, bien lo definía Lenin en el ¿Qué hacer? “Sin teoría revolucionaria no puede haber movimiento revolucionario”.

Ordonez47@hotmail.com

Aordonez47@gmail.com


Sobre esta noticia

Autor:
Antonio Gonzalez Ordoñez (38 noticias)
Visitas:
175
Tipo:
Opinión
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.