Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Correo Cultural escriba una noticia?

Programa ‘ Libro al Viento’ - Colombia

14/08/2010 09:33 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

libroalvientoEn Bogotá circulan millones de Libros al Viento que pasan de mano en mano en el sistema masivo de transporte, en los parques, en las plazas de mercado, en los hospitales y en más de 100 clubes de lectura, permitiendo que todos los ciudadanos disfruten del placer de la lectura.

El programa, una de las razones por las cuales la Unesco designó a Bogotá como la Capital Mundial del Libro 2007, publica cada mes una obra de pequeño formato, de gran valor literario. Libro al Viento es una campaña de fomento a la lectura creada por la Secretaria de Cultura Recreación y Deporte y la Secretaría de Educación, con el apoyo de la Secretaria de Salud, IPES-Misión Bogotá y coordinada por la Gerencia de Literatura de la Fundación Gilberto Alzate Avendaño que busca desarrollar hábitos de lectura en la población bogotana, ampliar sus horizontes culturales, promover la apropiación del lenguaje literario, ampliar el ámbito de circulación de los libros en la ciudad y contribuir a la participación ciudadana. Desde 2004, este programa ha publicado mensualmente una serie de títulos de la literatura, desde clásicos de la literatura universal, pasando por la literatura latinoamericana, hasta letras que le resultan cercanas al colombiano, para ser distribuidos entre el público, en espacios no convencionales como: 5 plazas de mercado (Quirigua, Restrepo, La Perseverancia, Fontibón y Trinidad Galán), 22 hospitales del Distrito, 220 comedores comunitarios, 44 Paraderos Paralibros Para Parques (PPP), 6 Bibloestaciones del sistema Transmilenio (portales de Usme, Américas, Suba y Sur; y estaciones de Ricaurte y Avenida Jiménez), 100 Clubes de Lectores, 16 Cades, los Supercades (CAD, Calle 13, Suba, Bosa y Américas), además de todos los colegios del Distrito.. En cada edición, Libro al Viento publica entre 25 mil y 100 mil ejemplares de libros, que hasta el momento suman más de cuatro millones de volúmenes distribuidos gratuitamente por toda la ciudad, de 63 títulos diferentes. Obras de gran calidad como los cuentos de Anton Chejov, Edgar Allan Poe o Julio Cortázar, obras clásicas como Antígona de Sofocles, o joyas de nuestra literatura colombiana como los cuentos infantiles de Rafael Pombo, hacen parte de la colección deLibro al Viento con la que muchos niños han podido tener acceso a lecturas de calidad, o han servido de material de esparcimiento para muchas personas que se detienen en un parque a descansar, realizan algún trámite en un Supercade, o esperan en la sala de visitantes de algún hospital. LIBRO AL VIENTO: LA LECTURA, UN ASUNTO DE VIDA Abrir cientos de páginas de diferentes libros para que los bogotanos aprendan a disfrutar de la lectura es el propósito principal de Libro al viento, programa de la Secretaría de Cultura, Recreación y Deporte, al que se ha unido Secretaría de Educación, y que se coordina desde la gerencia de Literatura de la Fundación Gilberto Alzate Avendaño, un programa que desde marzo de 2004 estimula el interés en el mundo de las letras. De la escritura se ha dicho siempre que es un oficio solitario: pero la literatura es un acto plural. Un hombre solo que lee un libro es un hombre que dialoga con otro hombre. Libro al viento quiere recuperar la literatura como forma privilegiada del diálogo. Y qué mejor forma de hacerlo que recurrir al carácter oral que por tanto tiempo ha tenido la literatura. Volver a leer en voz alta, crear espacios de lecturas compartidas, que las voces de los escritores, de los maestros y de los lectores rompan su relativo mutismo. Pero si la lectura en voz alta es la forma más exitosa y agradable de presentar casi cualquier texto literario a cualquier grupo de gente, sin importar su edad, no se puede ignorar que el libro es el instrumento privilegiado para llevar la literatura a la intimidad. Por lo tanto, el libre acceso al texto literario es condición fundamental de esta campaña. Libro al viento ofrece entonces a los bogotanos una obra clásica o contemporánea de la literatura con la que puedan pasar ratos de ocio o acompañar momentos de soledad, pero que también sirva de pretexto para reunir a los bogotanos en torno al texto, a un tema común de discusión. Las primeras páginas estuvieron dedicadas la mujer, con una de las obras cumbres de la literatura griega, Antígona de Sófocles; luegol el tema fue el 9 de abril, un acontecimiento que está en la memoria, vivida o no vivida, de los bogotanos y sobre el que hay páginas memorables entre ellas el magistral relato de Gabriel García Márquez en sus memorias; luego se convocó a los niños, con una selección de cuentos de los grandes escritores infantiles de todos los tiempos; después vinieron Julio Cortázar, Cordovez Moure, Rudyard Kipling, Edgar Alan Poe, Anton Chejov, Miguel Hernández… Y así, página a página, autor tras autor, historia tras historia, Libro al viento quiere acercar a los bogotanos a la literatura y a sus múltiples posibilidades, hasta lograr que esta sea un aspecto fundamental en la vida de cada uno. Para ello, hay que salir a buscar a los lectores, con la esperanza de que en un futuro, sean esos lectores los que salgan a buscar los libros. Y como son los buenos lectores quienes mejor pueden ayudar a abrir este camino, cada mes estamos invitando a escritores, maestros, actores, estudiosos y buenos lectores de todas las profesiones, a tender ese puente con los niños, jóvenes y adultos de la ciudad.Con el respaldo del Fondo Internacional para Promoción de la Cultura (UNESCO) Listado completo de títulos publicados

1. Antígona de Sófocles 2. El 9 de abril, fragmento de Vivir para contarla ( Gabriel García Márquez) 3. Cuentos para siempre de los Hermanos Grimm, Andersen, Perrault y Oscar Wilde 4. Cuentos de Julio Cortázar 5. Bailes fiestas y espectáculos en Bogotá-Selección de las crónicas de Santa fè y Bogotá de José María Cordovez Moure 6. Cuentos de animales de Rudyard Kipling 7. El gato negro y otros cuentos de Edgar Allan Poe 8. El beso y otros cuentos de Anton Chejov 9. El Niño Yuntero de Miguel Hernández 10. Cuentos de Navidad ( Cristian Valencia, Antonio García, Lina María Pérez, Juan Manuel Roca, Hector Abad Faciolince) 11. El Curioso impertinente y un Elogio a la lectura de Miguel de Cervantes 12. Cuentos en Bogotá (Antología de ganadores del concurso Cuento en movimiento convocado por Transmilenio) 13. Cuentos de Rafael Pombo 14. La Casa de Mapuhi y otros cuentos de Jack London 15. ¡Qué bonito baila el chulo¡ Cantas del Valle de Tenza 16. El beso frío y otros cuentos bogotanos (Nicolás Suescún, Luis Fayad, Mauricio Reyes Posada, Roberto Rubiano Vargas, Julio Paredes, Evelio José Rosero, Santiago Gamboa, Ricardo Silva Romero). 17. Los vestidos del Emperador y otros cuentos de Hans Cristian Andersen 18. Algunos Sonetos de Shakespeare 19. El Angel y otros cuentos de Tomás Carrasquilla 20. Ivan El Imbécil de León Tolstoi 21. Fábulas e historias de León Tolstoi 22. La Ventana abierta y otros cuentos sorprendente de Henry James, Jack London, Mark Tawin, Ambroce Bierce, Saki, Kate Chopin 23. Por qué leer y escribir ( Francisco Cajiao, Silvia Castrillón, William Ospina, Ema Wolf, Graciela Montes, Aidan Chambers, Darío Jaramillo Agudelo) 24.Los Siete Viajes de Simbad el Marino ( Relato anónimo de Las Mil y una noches) 25. Los Hijos del Sol de Eduardo Caballero Calderón 26. Radiografía del Divino Niño y otras crónicas bogotanas ( Selección de crónicas de 10 periodistas) 27. Dr Jeckyll y Mr Hyde de Robert Louis Stevenson 28. Antología de Poemas Colombianos 29. Tres historias de Guy de Mauppassant 30. Escuela de Mujeres de Moliere 31. Cuentos para niños y otros lectores de Los Hermanos Grimm, Alexander Pushkin y Rudyard Kipling 32. Cuentos latinoamericanos I de Adolfo Bioy Casares, Carlos Fuentes y Juan Carlos onetti 33. Palabras para un mundo mejor de José Saramago 34. Cuentos latinoamericanos II de Gabriel García Márquez, Juan Rulfo y Rubem Fonseca 35. Bartleby de Herman Melvilla 36. Para niños y otros lectores, de Alphonse Daudet, Wilhelm Hauff y leon Tolstoi 37. Cuentos Latinoamericanos III de Julio Ramón Ribeyro y Alfredo Bryce Echenique 38. Cuentos latinoamericanos IV de José Donos, Sergio Pitol y Guillermo Cabrera Infante. 39. Poesía para niños selección de Beatriz Helena Robledo 40. El libro de Marco Polo sobre las cosas maravillosas de oriente 41. Cuentos latinoamericanos V de Mario Vargas Llosa, Felisberto Hernández y Salvador Garmendia 42. Tengo miedo de Ivar Da Coll 43. Canción de Navidad de Charles Dickens 44. Mitos de creación: Catios, Guambianos, Kogis, Wayuu, Huitotos, Kuibas, Emberá, Ticunas, Nukak Makú, Amazonas, Chibchas y U´Wa 45. De paso por Bogotá: Antología de textos por viajeros ilustres en Bogotá durante el siglo XIX 46. Misa de gallo y otros cuentos de Joaquin María Machado de Assis. 47. Alicia para niños de Lewis Caroll 48. Juanito y los fríjoles mágicos 49.Cuentos para releer: Horacio quiroga, Katehrine Mansfield, Italo Severo, Leopoldo Lugones, Rubén Darío, José María Eca de Queiros 50. Cartas de la Peristencia. 51. Rizos de oro y los tres osos 52. El corazón de las tinieblas de Joseph Conrad 53. Cuentos de Saki 54. Cinco relatos insólitos de Howard Phillips Lovecraft 55. Peter y Wendy de James Matthew Barrie 56. La edad de Oro de José Martí

57. Candelario Obeso. Cantos populares de mi tierra

58. Poemas iluminados: Santa Teresa de Jesús, Fray luis de León, San Juan de la Cruz, Sor Juan Inés de la cruz 59. La vida es sueño Pedro Calderrón de la Barca 60. Historias con misterio: Ueda Akinari, E.T.A Hoffman, Villiers de Lisle- Adam, G.K Chesterton 61. Por la sabana de Bogotá y otras historias: José Manuel Groot, Daniel Samper Ortega, Eduardo Castillo, Gabriel Vélez, José Alejandro Bermúdez, LIBRO AL VIENTO EN CADES Y SUPER CADES La llegada de Libro al Viento a los Supercades, en una etapa piloto en diciembre de 2006, significó un alivio para muchos ciudadanos a los que la buena literatura les aligeró el tiempo de espera en sus trámites. Para mayo de 2007 el programa se instaló definitivamente en los Supercades de Américas, Central, Suba, Bosa, y Calle 13. La colección llega también a 17 Cades locales. Bajo el lema ‘ Para que el tiempo pase volando y la espera sea más amable’ , Libro al Viento se ha convertido en estos lugares en un material de permanente lectura mientras el público se encuentra esperando turno para realizar un trámite. Quien quiera hacer uso de este servicio, debe acercarse a la biblioteca móvil y pedir a un guías de Misión Bogotá algunas de las novedades que hayan llegado de Libro al Viento. LIBRO AL VIENTO EN HOSPITALES "Compañía y alivio, Libro al viento en hospitales, la salud es un derecho y la lectura también" es el lema que invita a los usuarios de 22 hospitales del Distrito a leer mientras se hacen residentes de paso de estos lugares. A finales del 2007 se empezaron a distribuir una base de 600 ejemplares de Libro al Viento para cada hospital. En este proceso se identificaron como potenciales usuarios del programa a funcionarios de la Secretaría Distrital de Salud y de la Red Pública de Hospitales del Distrito, Núcleos de gestión de los territorios de Salud a su Hogar, miembros de los Comités de Participación Comunitaria (Copacos) y Asociación de Usuarios, personas que acuden a Consulta Externa y se ubican en las salas de espera y personas hospitalizadas y su acompañantes (niños y adultos). Estos últimos, en especial, encuentran en Libro al Viento un acompañante de primera calidad en la recuperación de sus dolencias. Un caso especial son los niños internos, que reciben en los pabellones de pediatría emocionantes jornadas de lecturas en voz en alta, que se convierten en una actividad reconfortante durante la estadía.. En total, Libro al Viento en Hospitales llega a un público potencial de 2 millones de personas usuarias de la Red Hospitalaria, y 18.000 contratistas (aproximadamente). Los guías de Misión Bogotá también brindan allí su atención para la asesoría y préstamo de libros.

Quizás la única razón válida para no leer es no querer hacerlo. No toparse hoy en Bogotá con un libro a pocas cuadras de la casa es como no encontrar pan para el desayuno. Antes había que ir a buscar los libros. Ahora ellos vienen a nuestro encuentro, gracias a Libro al viento, que acaba de llegar a su edición número 63.

Lo que hace unos años sólo se podía conseguir en las bibliotecas públicas, ahora se encuentra en los parques, estaciones de TransMilenio y plazas de mercado; ese es el objetivo de este programa, fortalecido durante el gobierno de Samuel Moreno Rojas, y que ha sido copiado en otros países.

El programa Libro al viento es un deleite para la inteligencia creado por la Secretaría de Cultura, Recreación y Deporte y la Secretaría de Educación, con el apoyo de la Secretaría de Salud, IPES-Misión Bogotá y coordinado por la Fundación Gilberto Alzate Avendaño. Desde hace seis años se produce este antídoto, que consta de una serie de títulos de la literatura desde clásicos universales, pasando por el legado latinoamericano, hasta los más estrechos testimonios que involucran la vida del colombiano.

En la actualidad se han publicado 41.000 ejemplares de cada título, y al finalizar el año pasado se entregaron a la ciudad un total de 410.000 libros que se distribuyeron en cinco plazas de mercado, 22 hospitales públicos, 220 comedores comunitarios, 44 Paraderos para Libros para Parques (PPP), seis Bilioestaciones del sistema TransMilenio, 100 clubes de lectores, 16 Cades y Súper Cades y en todos los colegios del Distrito.

Se crearon las Biblioestaciones, que empezaron a funcionar como las bibliotecas públicas: el interesado se inscribe, saca libros y, al devolverlos, le prestan otros. Todo gratis. Lo mismo en los Paraderos para Libros para Parques, que son aquellos puestos amarillos con libreros vestidos de amarillo situados en alguna esquina de los parques. Lo mismo en las plazas de mercado y, de algún modo similar, en los hospitales. En los Cades y comedores comunitarios la cosa sigue andando con tratos de palabra.

Todo empezó como una adaptación del programa mexicano de libros para leer en el metro. En Bogotá, los libros se reparten y el lector tiene la opción de devolverlos o quedarse con ellos. Por fortuna, hoy se registra un 90% en las devoluciones, un verdadero récord y, como dice Catalina Ramírez Vallejo, Secretaria de Cultura, Recreación y Deporte:

La lectura es una de nuestras prioridades y nuestro esfuerzo ha visto cómo se ha ido transformando la cultura ciudadana y se ha ido facilitando el acceso a los libros, y a otra lecturas, en Ciudad Viva.

Según la secretaria de Cultura, Recreación y Deporte, antes de mediados de este año se llegará a las 70 ediciones de Libro al viento, una colección en la cual encontramos desde Antígona de Sófocles hasta los cuentos de Rafael Pombo, de Gabriel García Márquez, Juan Rulfo y Rubem Fonseca, pasando por Cartas de la persistencia y Radiografía del Divino niño y otras crónicas bogotanas que, sin ser de autores conocidos, acercan al capitalino a su cotidiana realidad. Ese es uno de los criterios con los que se seleccionan los libros: la cercanía al lector.

Otro, que sean obras que históricamente hayan demostrado ser importantes para la literatura, y otro más, que sean de relevancia para la formación literaria de niños y jóvenes quienes, se ha comprobado, son el público esencial. Existe además un comité editorial, conformado por importantes figuras de la literatura nacional, como Ana Roda, Yolanda Reyes y Darío Jaramillo Agudelo, que participan activamente en la selección.

La actualidad de Libro al viento es patente en las tres últimas ediciones, escogidas precisamente pensando en un tema que estará en la mente de los colombianos durante todo el año: el Bicentenario de la Independencia. La antorcha brillante nos narra, a manera de crónica literaria, la historia del Precursor, Antonio Nariño, quien tradujo Los derechos del hombre y del ciudadano. Eduardo Escallón, el autor de este relato, le cuenta al lector en forma amena la vida del prócer.

Viva la Pola es otro de los libros. Escrito por Beatriz Helena Robledo, más que una biografía es una historia novelada de la vida de la heroína de la Independencia, Policarpa Salavarrieta. Está escrita en un lenguaje sencillo y coherente que tanto un niño pequeño como un adulto pueden entender y divertirse al leerla.

Con ¡Soy Caldas!, biografía del prócer criollo oriundo de Popayán, pasa lo mismo. Aunque este libro se dirige más a jóvenes que a niños, en sus páginas el autor, Stefan Pohl Valero —historiador de la Javeriana— le permite al lector saber por qué Caldas tenía bien ganado el mote de sabio. ¡Sí que lo era!

Esta serie, pues, es un buen ejemplo de que cualquier tema, bien tratado y bien escrito, interesa a los lectores. Una de las metas de Libro al viento es incitar el amor por la lectura. Y por la literatura que permite viajar con la imaginación.

La literatura que uno busca y la que lo busca a uno. Gracias a Libro al viento, los bogotanos llevan 63 oportunidades disfrutando la alegría de leer.


Sobre esta noticia

Autor:
Correo Cultural (14175 noticias)
Fuente:
conartedevenezuela.com.ve
Visitas:
2276
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.