Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Elcajigalence escriba una noticia?

Productores de cacao del municipio Cajigal piden aumento y reparaciones de las vías agrícolas y mejor calidad de vida

23/03/2011 18:39 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Desde hace nueve años en el municipio Cajigal, la producción de cacao sin agroquímicos ha venido ganando terreno

Productores de cacao del municipio Cajigal piden aumento del precio y reparaciones de las vías agrícolas y mejoras de calidad de vida.

Desde hace nueve años en el municipio Cajigal, la producción de cacao sin agroquímicos ha venido ganando terreno, el esfuerzo ha sido de los campesinos apoyados por la cooperación internacional, logrando exportar ahora a unos ocho países, varios de ellos europeos, pese al éxito resienten la ausencia del respaldo gubernamental.

Yaguaraparo, ciudad del estado de Sucre, en Venezuela, Capital del Municipio Cajigal. Se emplaza a 13 m de altitud en la costa sur del golfo de Paria. Se comunica con el resto del país por la carretera que une Cumaná con Güiria. Existe un predominio de las plantaciones cacaoteras, las cuales tuvieron su origen a finales del siglo XVIII. Actualmente estos cultivos representan un porcentaje importante de la producción agrícola, y, más recientemente, el cultivo del café. La producción de cacao tiene dos importantes destinos: la exportación y las industrias de envasado del centro del país. El cultivo de maíz, plátano, yuca y leguminosas se desarrolla sólo para consumo local, así como la actividad pesquera. Mantiene relaciones con Güiria y los poblados de la costa norte del estado. Su fundación se relaciona con la implantación del cultivo del cacao en 1760. Población (1990), 3.518 habitantes. En el Caserío Río Grande los Marines, del municipio de Cajigal, Región Autónoma del Estado Sucre, Carlita Fortunata Rojas, una campesina de baja estatura, con 57 años encima, a pesar de estar afectado con la invasión de palometas peludas que pulula en la zona, se dedica con ánimo al cultivo del cacao, ese fruto cuya semilla ha sido moneda, y es materia prima del chocolate e insumo de los más populares refrescos el tiste y el pinolillo y venta de volitas de cacao de la gastronomía Cajigalence.

Justino García, padre de 12 hijos, es uno de los miembros del consejo comunal de Rio Grande Los Marines. Su interés principal es cultivar y exportar cacao orgánico, misión que han sobrellevado con buenos resultados. Con sombrero y machete, el vivaz campesino cultiva seis manzanas de cacao, las que le generaron 30 quintales en la última cosecha, aunque se dedica a esta tarea desde hace 40 años. La idea de este productor es aumentar sus cultivos de cacao y sustituir la producción de otros rubros como el café a la que también se dedica, “porque resulta menos costoso y se necesita menos mano de obra, yo sólo trabajo el cacao con mis hijos y con eso es suficiente”, aseguró.

La intención de don Carlita Fortunata Rojas es compartida por la mayoría de productores de cacao de la zona, pues según asegura el editor de notic voz, Roberto Romero, que los consejo campesino:, efectivamente no están ayudando a los campesinos, la razón es que estos consejos agrupan de 100 a 300 campesinos y solicitan créditos, pero cuando le son aprobados los distribuyen a los campesinos a 2.000 y 3.000 Bs. Los cuales no le alcanza a los campesinos hacer sus labores de limpiezas y siembra, quedándose con casi menos de la mitad los consejos campesinos manifestando construir sede de los campesinos pero hasta la fecha no se ve nada, los cuales manifiestan que las herramientas están muy caras como (machete, pala, pico, botas, semillas y como ejemplo le pongo la desmalezadora cuesta actualmente Bs. 12.000). Solicitan al Presidente de la Republica Bolivariana de Venezuela Hugo Chávez Frías, un aumento sobre este rubro, ya que el precio actual no cubre con sus necesidades de familia, y menos para el estudio de sus hijos.

Roberto asegura que los campesinos se han entusiasmado con el cultivo porque representa el aprovechamiento de la mano de obra familiar, genera ingresos durante todo el año, comentó.

A 12 kilómetros de Yaguaraparo, en la parte baja campesina (rio grande-horquetica-marines etc, Biviano Malave, de 60 años acaba de decidir dejar a un lado el café para dedicarse al cacao por ser un rubro que no amerita de mucha mano de obra.

Daniel Gómez, joven de 29 años, producto agrícola, manifestó que todos los habitantes de los marines, Pucherí, la horquetica, gancho seco, san agustín, los marines, la paloma entre otros, están cansado que se siga presupuestando y cobrando las reparaciones y mejoras de las vías agrícolas sin realizar el trabajo, las cuales se encuentran en total abandono por los gobernantes de turnos y estos caserio0s son zonas productoras de cacao, pero que los campesinos sufren demasiado al trasladar su producto al centro de acopio del pueblo, los cuales nos estamos organizando para tomar la lucha por las mejoras del pueblo campesino. Y que actualmente no hay un organismo que el campesino conozca para solicitar crédito en la zona.

Según explicó Roberto, que se debería renovar los cacaotales orgánicos de la zona mediante injertos en viveros individuales, acción que esperan del gobierno. El vivero de Yaguaraparo, ubicado en la entrada de esta población, es un ejemplo en la zona pero que en los actuales momentos necesita renovarse”, indicó.

SIN CERTEZA

Actualmente no hay certeza de cuándo empezó a cultivarse el cacao en Yaguaraparo, pues se le conoce como un cultivo precolombino, que se supone surgió en Mesoamérica, aunque otros lo atribuyen a Sudamérica.

Roberto asegura que los campesinos se han entusiasmado con el cultivo porque representa el aprovechamiento de la mano de obra familiar, genera ingresos durante todo el año

Su producción está dispersa en varias zonas, principalmente en el Atlántico Sur (Nueva Guinea, Bluefields, Kukra Hill), la zona de Las Minas (Siuna, Bonanza y Rosita), en el Atlántico Norte (Waslala, Río Coco), Matagalpa, Jinotega y Rivas.

Roberto Romero, señaló que en la zona del Municipio Cajigal se empezó a cultivar el cacao de manera más organizada en el año 1760, a través de los habitantes campesinos en su mayoría en la zona, como un como un medio de sostén económico.

Las exportaciones empezaron en el año 2006. Y hoy en día sus principales compradores son Alemania, Holanda y El Salvador.

En Alemania, la fábrica de chocolates Ritter se ha convertido en su principal aliado y les está apoyando en sus gestiones de desarrollo.

El precio en el mercado tradicional o convencional rondaba los 1, 300 dólares por tonelada hoy los campesinos no saben cómo están estos negocios.

FUENTE DE INGRESOS

Pero no todos se han involucrado a la “onda” orgánica, otros productores, como Luis Enrique Codallo, sigue cultivando el cacao de manera tradicional y aunque es su principal fuente de ingresos, lo que le interesa es seguir vendiendo su producción semanal sin muchos aspavientos. Sudoroso, con el sol de mediodía encima, luego de caminar unos 4 kilómetros que separan su casa en la población de yaguaraparo, Luis siguió la rutina de cada venta a los compradores de la zona donde vende en promedio unos 50 kilos semanales a un precio promedio de 125 Bs. por kilogramos.

Los niños y las mujeres participan activamente en la recolección de la producción familiar.

Luego el fruto es quebrado y manualmente se le extrae la “mazorca” de semillas.

Los granos pasan al proceso de fermentación que dura unos seis días, las semillas se colocan en cajas de madera. En la fermentación se desarrolla el sabor y el aroma.

Posteriormente pasa al proceso de secado que dura unos tres días. Aquí se desarrolla el color de la semilla. Luego viene la escogencia, el control de humedad y de calidad del grano.

ALGUNOS DETALLES

La principal cosecha de cacao se realiza entre octubre y enero aunque es un cultivo que produce todo el año.

Al inicio la planta genera 20 frutos al año, después de cuatro años puede producir hasta 150 mazorcas.

El tiempo que tarda la flor en convertirse en fruto es de unos cinco meses, aunque eso depende del nivel de lluvias.

En Venezuela se producen tres grupos de cacao: el forastero, el criollo y el trinitario que es un cruce de los dos anteriores. De estos grupos se derivan al menos una docena de variedades.

Solicitan al Presidente de la Republica Bolivariana de Venezuela Hugo Chávez Frías, un aumento sobre este rubro, el precio actual no cubre con sus necesidades de familia

El cacao puede producirse desde el nivel del mar hasta los 1, 000 metros sobre el nivel del mar, aunque la altura recomendada son los 400 metros.


Sobre esta noticia

Autor:
Elcajigalence (2186 noticias)
Visitas:
5851
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.