Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que La Plomada escriba una noticia?

Medicinas y leche de fórmula piden a mujeres que dan a luz en las clínicas

12/06/2016 21:18 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Keila Vílchez Boscán 0 image Archivo / Panorama

"A mí la doctora me dijo que debía ir buscando el primer pote de leche de fórmula para llevarla el día de la cesárea, porque la clínica no estaba suministrando los lácteos a los neonatos. Con el riesgo de que uno no sabe si esa marca, ese tipo le iba a caer bien al bebé", contó Luisana Bermúdez, residente de Maracaibo, y quien fue intervenida hace apenas 15 días.

La escasez de leche de fórmula también está afectando a los centros de salud privado, donde hasta finales del año pasado no solicitaban este rubro. Pero se han visto en la necesidad de pedirlo al paciente.

El problema de suministro de medicamentos a las clínicas también se ha visto afectado. "A mi esposa el ginecólogo le solicitó seis ampollas de oxitocina porque en la clínica no tenían disponible para la fecha de su parto. Es decir, no tenían fecha de reposición. Cada una me costó 1.500 bolívares, gasté nueve mil", precisó Andrés Marcano, residente de la avenida Santa Rita.

Este medicamento fue empleado en el caso de la esposa de Andrés para disminuir la hemorragia después de dar a luz, pero también se emplea para ayudar a comenzar el trabajo de parto.

Los anestesiólogos en los centros privados ante la escasez "intermitente" de agujas para la anestesia peridural han recurrido a aplicar con más frecuencia la técnica de la raquídea.

El gineco-obstetra Daniel Nava aseguró que ellos prefieren la peridural. "Para las cesáreas la mayoría aplica peridurales porque la paciente a las 3 o 4 horas se puede levantar tranquilamente, y con la raquídea requiere de un reposo mayor".

Más sobre

El director ejecutivo de la Asociación Venezolana de Clínicas y Hospitales (Avch), Cristino García, aseguró que para esta área médica hay fallas en las suturas y en los campos desechables. "Estos insumos son importados, bueno el 93% de lo que se requiere para la prestación de los servicios médicos son importados, porque en el país no hay tradición de producir este tipo de material. Y esto aplica tanto para el sector privado como en el público".

García aseguró que el problema de la falta de insumos va más allá, pues hay especialidades que van a tener que recurrir a viejas técnicas quirúrgicas, precisamente porque al país no están llegando los implementos para usar las técnicas que se vienen aplicando.

"En la cirugía laparoscópica hay un problema grave, porque en el país no hay introductores, no hay visores y tampoco sistemas de conexión porque son desechables y en cada intervención se emplea uno, vienen en un kit (...) Ahora, en caso de operar una apéndice se tendrá que regresar a técnicas tradicionales como la laparotomía, en la que el paciente queda con una herida más grande, con mayor exposición y una reinserción laboral más tardía, pues el postoperatorio es más largo. Cuando se hace por laparoscopia el paciente solo se le abren tres pequeños orificios y su recuperación es más rápida", detalló.

Según la asociación de clínicas, igualmente está ocurriendo en la cirugía bariátrica, en la que no se emplean suturas normales sino máquinas de autosutura que emplean unas grapas. "Estas grapas son importadas y no se consiguen. El año pasado, el Gobierno nacional importó grapas desde China, pero se presentó un problema porque la mayoría de las máquinas o equipos de autosutura que hay en el país son alemanes, holandeses y estas grapas no eran compatibles. Nosotros desconocemos que hicieron con ese material, si lo regresaron no sabemos".

García precisó que es imposible solicitarle a un paciente este tipo de insumos porque son incomprables, debido a su alto costo.

Al ser consultado sobre otros insumos con fallas en el país, el director ejecutivo de la asociación informó que hay rubros en los que no existe inventario como para hemodiálisis y hemodinamia. "Válvulas cardiacas, catéter bilumen, trilumen y catéter de Tenckhoff, así como los stent (endoprótesis vascular) no hay, y no se trata de que no existen en el mundo, pero en Venezuela no hay porque los importadores este año no han importado nada, por el problema de las deudas, y los créditos están cerrados".

Aseguró García que los kit de hemodiálisis que venía entregando el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (Ivss) también son traídos de afuera y tampoco lo han podido seguir importando. "Un buen numero de las unidades de hemodiálisis, por no decir casi todas, están tratando a los pacientes crónicos, y colocar un paciente agudo o nuevo es muy complejo para encontrar el material".


Sobre esta noticia

Autor:
La Plomada (17702 noticias)
Fuente:
fundacionlaplomada.blogspot.com
Visitas:
32
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.