Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Gussymor escriba una noticia?

La culpa no es de los umpires

15/10/2012 16:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

No les echen la culpa a los árbitros. Si los Yankees hubieran sabido aprovechar al menos una de las muchas oportunidades que han tenido para producir carreras, la Serie de Campeonato de la Liga Americana no tendría a los Tigres de Detroit con ventaja de 2-0.

Es cierto que los umpires han dejado mucho que desear, que su labor ha sido infame, tanto por los conteos de strikes y bolas detrás del plato, como en decisiones equivocadas en las almohadillas, que han perjudicado principalmente a Nueva York.

En el primer inning del juego del sábado, Alex Rodríguez bateó con bases llenas y forzó en segunda a Raúl Ibáñez para el tercer out de ese episodio.

En realidad, el cubano llegó a la almohada antes que el tiro y ahí los Yankees habrían fabricado su primera carrera, pero el árbitro Sam Holbrook se equivocó en su apreciación.

Un inning más tarde, Robinson Canó, también con la casa llena, superó el tiro del campocorto Jhonny Peralta y llegó antes a primera, con lo que hubiera representado otra anotación para Nueva York. El umpire Rob Drake erró en su juicio y decretó el tercer out.

Bastaba una sola de esas jugadas que los árbitros hubieran decidido correctamente y el heroico cuadrangular de Ibáñez en el final del noveno, en lugar de empatar, hubiera marcado el triunfo de los Yankees.

Un día después, Jeff Nelson, como oficial en la intermedia, cometió una pifia inmensa al decretar safe a Omar Infante, quien intentaba regresar a la almohadilla ante el tiro de Nick Swisher, una jugada que a la larga permitió a Detroit marcar dos carreras en ese inning, cuando el venezolano debió ser el tercer out.

La aplicación de la tecnología, las tantas cámaras que captan cada ángulo de una jugada, hacen más difícil el trabajo de los árbitros, pero es por ello que se impone la necesidad de ampliar el uso del video para decisiones como estas.

Por ahora las apelaciones al video siguen limitadas a los jonrones confusos, pero en aras de la buena salud del espectáculo, debería abarcar otras jugadas cruciales.

Y más que eso, es imprescindible una mejor selección de los umpires que trabajan en la postemporada.

Lo más fácil es expulsar a quienes protestan una decisión, pero eso es equivocarse dos veces.

Ahora bien, lo de los Yankees es patético, anémico, dramático, aún más ahora que perdieron a su capitán Derek Jeter.

Robinson Canó lleva 26 turnos seguidos sin hits y en vez de bate, le da a la bola con la fortaleza de un periódico enrollado, Alex Rodríguez y Curtis Granderson son dos máquinas de abanicar al aire y entre ambos sumar 26 ponches.

A Swisher se le ve aterrado, tanto en el plato, como en el jardín derecho, donde al menos en tres jugadas defensivas ha dejado escapar pelotas fácilmente capturables y todas han costado carreras de Detroit.

Ichiro Suzuki y Russell Martin aparecen y desaparecen a ratos y sólo Mark Texeira e Ibáñez, con sus batazos heroicos, han tenido un rendimiento estable.

Encima de eso, con un manager temeroso de intentar jugadas y cambios trascendentales en su alineación, aún cuando tiene el agua al cuello, es muy difícil, sino imposible, ganar.

Definitivamente, la culpa no es de los umpires.

Jorge Morejón / ESPN


Sobre esta noticia

Autor:
Gussymor (1006 noticias)
Fuente:
piratasblog.mlblogs.com
Visitas:
315
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Empresas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.