Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Opinión En Revolución escriba una noticia?

La culpa no es de la vaca

18/12/2015 22:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Jorge Rodriguez, vicepresidente del partido PSUV, indicó que la oposición hizo trampas en la pasada contienda electoral

Según Jorge Rodriguez, ahora resulta que hay culpables por la derrota electoral del pasado 6 de diciembre; antes de efectuarse el proceso electoral todo estaba perfecto: el 1X10 había llegado a la suma de 8.000.000 de registrados, la maquinaria se había probado tres veces y estaba “pepita” según el diagnostico final. Los que organizaron, convocaron y dirigieron las pruebas celebraron la desidia del contrario que no ensayó nada de nada para prepararse para la contienda de las contiendas, la mamá de las guerras, el combate final. Arrancamos como lancha cochera, a toda máquina para quedarnos varados a mitad de camino: la maquinaria que se había requeté probado estaba sin gasolina la madrugada del 6D porque el ultimo que la encendió no se ocupó de recargar el taque pues no era su responsabilidad sino la del camarada tal, los camaradas que contrataron a los taxistas que iban a llevar a votar a los de a pie para que nadie se quedara sin votar, no pensaron que estos chóferes (que andarían solos, buscando a los chavistas que hubiesen solicitado el servicio, en sus unidades según quienes los organizaron) debían estar comprometidos con el proceso o no llevarían votar a nadie; yo vi chóferes opositores comiendo arepitas y celebrando que les pagaron pero que no iban a buscar a nadie (y sin tener a quien denunciarle la maniobra) Pero eso fue sólo parte del funcionamiento, ese día, de la maquinaria que se había ensayado de manera perfecta; eso fue parte de la “organización” que hizo el partido para el evento como tal; pero el resultado no es debido a la desorganización del evento por parte de nuestra organización: el resultado es la consecuencia de nuestra incapacidad de ganarle a la guerra económica. Ahora me viene a la memoria una discusión que mantuvieron a gritos, días antes de las elecciones, vivos unos viejitos de los que trabajan en el mercado de Puerto La Cruz más o menos así: -este si es pendejo perdió el día ayer por andar en el disimulo de las votaciones -disimulo no, vio que usted es un ignorante, simulacro, así se dice -Nojoda ahora sí, disimulo compai, ayer los llevaron a disimular que iban a votar, usted no ve las noticias; fue pa allá y ni siquiera sabia pa que era. Va a a seguir se llama simulacro es para ensayar no como ustedes que van a llegar el día de las votaciones y no van a saber votar -si está bien, porque nunca he votado, mire compadre yo que no estudie nada lo entendí más que usted, eso lo organizo el gobierno para disimular como si con eso lo engañan a uno o para reclamar después que les hicieron trampa…” El viejito como que vio cosas más claras que yo pues, ahora resulta que, según Jorge Rodríguez, uno de los factores de nuestra perdida fue porque nos hicieron trampa; eso es de siquiatra, eso no se puede tolerar; una vaina es sentirnos mal por la pela que nos dieron y otra es salir a desacreditar el triunfo con pendejadas que no influyen en nada con el resultado; que si dieron dos mil bolos por voto ¿Dónde?¿En una mesa?¿En varias? Cuantos millones de votos sacaron de esa forma?¿Cuantos de los que recibieron los churupos realmente votaron por los reales? ¿Qué votaron los muertos? Coño ahí si esta la vaina jodida, Tibisay Lucena debe salir a decirle a Rodríguez que no sea falta de respeto tanto al CNE como al chavismo que viene 17 años seguidos diciéndole a la oposición que dejen la lloradera que tenemos el sistema electoral más perfecto del mundo. Que falta de respeto a todos, la actitud de los dirigentes del PSUV que para cubrir su ineficiencia andan culpando a la oposición de haber hecho trampa. Es decir después de cagarla ahora la vamos a restregar. La culpa no es de la vaca, la culpa es de todos nosotros, los que nos calamos las colas y permitimos que el bachaqueo se instalara oficialmente como forma de vida, esperando que el presidente Maduro lo prohibiera por decreto. La cola y no la escasez acabó con la voluntad del voto; eso se vino criticando desde el principio, Aristobulo Izturiz lo reconoce y pone su cargo a la orden y todos le aplaudimos el gesto; pero de más provecho habría sido que lo hubiese reconocido antes de las elecciones, mucho antes, porque estas colas no nacieron hace dos meses, y haberle dado paso a quien tuviera más tiempo para dedicarse a organizar desde el partido la estrategia electoral. Todos tuvimos la culpa, incluyendo los cinco millones y medio que votamos de manera firme por la revolución; no fuimos capaces de combatir con éxito la estrategia de la guerra económica que fue minando las fuerzas entre nuestros camaradas; vimos con alarma que compatriotas cercanos se dejaban llevar por la apatía y los oímos despotricar del gobierno, mientras de manera impotente tratábamos de mantenerlos firmes ante una tragedia que les había quitado los pañales, las medicinas, la comida, las baterías de los carros, los cauchos, el salario, el cine, y pare de contar. Esos ensayos pre electorales, ahora lo entiendo, no fueron simulacros sino disimulos; como lo vio clarito el viejito del mercado que tiene menos estudios que yo pero más años de camino y mas picardia acumulada; la pela fue tan bestial que es imposible que los que se encargan de organizar por parte del partido los eventos de elecciones populares no lo hubiesen sabido u olido y si así fue entonces peor aun. Nicolás Maduro es el jefe del partido y el partido lo engañó a él de todas las formas habidas y por haber, pero ese engaño nos afecta a todos al punto que esa presidencia del partido también debe revocarse y entregársele a quien se dedique exclusivamente a los trabajos partidistas dejándole al Presidente de la Republica y Comandante en jefe de las Fuerzas Armadas su tiempo para atender los asuntos que la patria tanto necesita se resuelvan. Un nuevo congreso del partido debe modificar la forma de conformar la directiva, el pueblo no está siendo escuchado por el partido a ningún nivel, nuevas macoyas se instalaron y no dan oportunidad a la participación y mucho menos a la crítica. El próximo año habrá elecciones de Gobernador y Asambleas Legislativas, es urgente renovar ya la organización del partido sin someternos a un desgastador proceso interno pero si con un simple llamado a sumar voluntades Hay agrupaciones organizadas que vienen pujando por abrirse paso, yo no comulgo con el accionar de algunas pero hay que escucharlas hay que permitirles involucrarse hay que estar pila con el chivismográfo, para no caer en quien es mas chavista que quien. El gobierno debe suprimir COMO SEA las colas y el partido debe reorganizarse, renovarse y reactivarse COMO SEA. La culpa no es de la vaca, pero si hubiera alguna vaca involucrada en la plasta que pusimos el 6D esa sería la vaca lechera, esa que no es una vaca cualquiera y cuyo nombre de pila es Gando. Así es directiva del psuv: la vaca Gando es la causante de la derrota electoral y de ella todos tenemos un pedacito y de ella cada parte afecta el desarrollo de nuestra revolución, pero la mas fastidiosa es la cola que esta vez no la usa para espantar las moscas sino los votos y la plasta que deja a cada postura mientras los dueños de la vaca no se chupan su cambio sino su leche. Revisión, Rectificación, Reimpulso Reorganización, Renovación, Reactivación. Revolución, Revolución, Revolución

La cola y no la escasez acabó con la voluntad del voto


Sobre esta noticia

Autor:
Opinión En Revolución (45 noticias)
Visitas:
1661
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.