Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que La Plomada escriba una noticia?

Empresas de Propiedad Social: saber y hacer en las manos del pueblo

28/12/2013 09:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

26/12/2013 | En la localidad de El Alto, en los Valles del Tuy, un martes decembrino suena a sierras y máquinas picadoras de madera. Una de ellas broquela los huecos de las cerraduras que abrirán las puertas de los hogares de esas personas que no tienen casa, que viven en ranchos, o en otros casos, simplemente alquiladas o – como dicen algunos– arrimadas.Allí mismo, Aniluz Montilla, recibe a los forasteros con los lentes de seguridad que usa para cortar puertas en la Empresa de Propiedad Social (EPS) carpintería de puertas y muebles "Potencia naciente 23 de Enero", la última empresa de este tipo inaugurada por el presidente Hugo Chávez, en octubre de 2012.El arte de trabajar la madera la aprendió en el Instituto Nacional de Capacitación y Educación Socialista (Inces). "Nosotros no sabíamos nada de carpintería, a través de la Misión Saber y Trabajo nos instruimos en ebanistería, que se trata de hacer muebles; camas individuales y matrimoniales; puertas individuales, de baño y principales; sillas; banquitos; mesas; paletas; gaveteros; zapateras y muebles de cocina", explica Aniluz.En esta empresa trabajan 7 productores que, a su vez, fungen de distribuidores para acortar la cadena que separa a los consumidores del producto y tiende a encarecer los costos finales. "Nosotros vendemos los productos en la calle directamente al pueblo, a precios más económicos, para que no se los revendan los intermediarios que son los que encarecen los costos", añade Montilla.Para esta productora comunal, las Empresas de Propiedad Social "son bastante beneficiosas para las comunidades, porque hay muchos desempleados y pueden entrar a trabajar allí, pues estas organizaciones generan empleo directo".Pero la organización no se queda en los tres estadios básicos de la economía (Producción – Distribución – Consumo). En los Valles del Tuy los productores organizados también aplican el sistema de trueke. Yaide Corrales es vocera del mismo y muestra satisfacción por lograr varias jornadas de intercambio solidario, en las que las personas -según sus necesidades- cambian sus bienes y servicios de manera directa.Cuenta que cuando se empezó a hablar de comunas en el país, "un grupo de gente con problemas y pidiendo cosas en común, ya habían tomado la hacienda El Carmen, un espacio que estaba baldío y en donde los malandros hacían vida ociosa". El lote de terreno se encuentra en las adyacencias de El Alto, de los Valles del Tuy, estado Miranda. Después de 10 años es que decidimos organizarnos para conformar la comuna 23 de enero".Galpones vacíos y deteriorados era lo que se encontraba dentro de la hacienda El Carmen, por eso, 13 consejos comunales, junto a luchadores sociales del Frente Francisco de Miranda, rescataron este espacio, "donde barrimos, limpiamos, tumbamos, arreglamos y pintamos para que naciera un conglomerado de Empresas de Propiedad Social", detalla Corrales. Comunidades construyendo un nuevo modelo económicoLa EPS "Potencia naciente 23 de Enero" es una de las 1.186 organizaciones de este tipo que están registradas en todo el país. La Ley del Sistema Económico Comunal establece 4 tipos: Empresa de Propiedad Social Directa Comunal (EPSDC), gestionada y administrada por la instancia del Poder Popular que la constituya, de la cual existen 499 registradas en Venezuela.También están las Empresas de Propiedad Social Indirecta Comunal (EPSIC)- ya hay 122 certificadas- que están constituidas y administradas por el Poder Público en una instancia del Poder Popular, con la idea de que progresivamente sean transferidas directamente a las instancias del Poder Popular.Otro tipo es la Unidad Productiva Familiar –de las que hay 555-, cuyos integrantes deben ser de un mismo núcleo familiar, y bajo el principio de justicia social, tienen igualdad de derechos y deberes. Por último, está el Grupo de Intercambio Solidario o sistema de trueke, integrado por prosumidores y prosumidoras organizados para intercambiar bienes y servicios, así como saberes y conocimientos.Además de truekera, Yaide Corrales también es productora de una Casa de Cultivo Familiar. De allí que explique que el sistema de trueke se vincula con las EPS para que el productor logre poner sus productos al alcance del público en general, tanto en las Ferias Comunales como en los mercados de intercambio solidario.La Casa de Cultivo Familiar consta de un conuco en el que laboran 11 brigadistas que siembran de manera agroecológica, con abono óptimo (50% tierra negra y 50% gallinaza) pimentón, lechuga, cilantro, cebollín y plantas medicinales que son arrimados, vendidos e intercambiados en los mercados comunales que se efectúan en las comunidades.El director de acompañamiento socioproductivo del Ministerio para las Comunas y los Movimientos Sociales, Jorge Cordero, explica que las EPS son organizaciones que están constituidas en comunas, consejos comunales o cualquier otra organización popular que estén desarrollándose bajo régimen de propiedad social."Ahora las comunidades trabajan hacia la transformación de un nuevo modelo económico productivo que genera nuevas formas de organización, para que el poder popular obtengan la propiedad social de los medios, recursos y factores de producción", agrega Cordero.Y es que como reza el artículo 9 de la Ley Orgánica del Sistema Económico Comunal, "las organizaciones socioproductivas son unidades de producción constituidas por las instancias del Poder Popular, el Poder Público, con objetivos e intereses comunes, orientadas a la satisfacción de necesidades colectivas, mediante una economía basada en la producción, transformación, distribución, intercambio y consumo de bienes y servicios, así como de saberes y conocimientos...".Cordero destaca que estas empresas contribuyen a que las comunas, consejos comunales, pescadores, trabajadores y estudiantes, entre otros colectivos unidos por necesidades similares, se apoderen de los medios de producción, determinando qué, cómo y a dónde va lo que se produce. "Vemos a las empresas del área de la construcción surtiendo a los proyectos de la Gran Misión Vivienda Venezuela, a las agrícolas arrimando sus rubros a precios justos directamente a los comuneros, por ejemplo. También los vemos luchando contra la especulación y el acaparamiento. Los productores textiles están confeccionando ropa necesaria, no fetiches de moda, uniformes escolares, de trabajo y bragas".Una de estas productoras es Silvia Martínez, quien trabaja en la fábrica de tanques de plástico (una EPSDC). Martínez explica que los excedentes de las ventas se dividen en tres fondos: 70% para el mantenimiento productivo; 20% para la atención medica de los productores y productoras y 10% para la reinversión social en las comunidades, fondos con los que pueden desarrollar proyectos de servicios, infraestructura, electrificación, entre otros.Pasos y requisitos para registrar las EPSPara registrar una EPS, los Comités de Economía Comunal de los consejos comunales, o el Consejo de Economía Comunal de la comuna, identifican la vocación y la potencialidad socioproductiva de la comunidad. Posteriormente, los productores comunales desarrollan y exponen el proyecto socioproductivo, redactan el acta constitutiva estatutaria, el acta de asamblea de productores y productoras y el acta de la asamblea de ciudadanos y ciudadanas.También deben presentar copia de la cédula de identidad y los RIF de todos los integrantes de la organización. Igualmente la constancia de residencia emitida por el Consejo Comunal en el que hacen vida, así como llenar la planilla de reserva de denominación y el aval de registro que otorga el Gabinete Económico Estadal. Por último, los productores y productoras deben acudir al Punto de Registro Comunal más cercano y consignar los recaudos para la certificación formal de estas organizaciones.Con las EPS los comuneros no sólo buscan satisfacer las necesidades de sus comunas, también construir un modelo económico productivo que pueda transformar la concepción del trabajo del hombre y la mujer, en tanto cooperativo, justo y respetuoso de las potencialidades y límites de nuestra tierra.Texto: María Victoria Rojas – Prensa MinComunasFotografías: Gustavo Lagarde – Audiovisuales MinComunas


Sobre esta noticia

Autor:
La Plomada (20344 noticias)
Fuente:
fundacionlaplomada.blogspot.com
Visitas:
1155
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.