Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

El desconocimiento sobre La Ruta de La Seda y el valor oro. Caída de las democracias

30/11/2019 18:39 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Nos quieren dar una zancadilla económica con la especulación del dólar, estos boliburgueses adecos- copeyanos que se disfrazan de izquierdistas y no lo son

El Reportero del Pueblo.

Hay un lado oscuro de nuestra economía mundial, totalmente controlada por el Fondo Monetario Internacional que es un lado oscuro, cuyo valor asciende  siete u ocho billones de dólares (6, 3 billones de euros), el equivalente al 9% del PIB mundial. Esa es la riqueza que se estima que está oculta en los centros financieros de ultramar (territorios offshore), como se conoce a las jurisdicciones con poca transparencia y manga ancha para el dinero negro. El Fondo Monetario Internacional junto a diferentes organizaciones internacionales, calculan que los Gobiernos podrían aumentar sus ingresos fiscales en una cantidad cercana al billón de dólares —una cifra equivalente a todo el PIB de España— con solo reducir una tercera parte de la corrupción en el mundo.

"La pérdida de billones de dólares representa una amenaza para nuestro bienestar. Contribuye a un debilitamiento de la confianza en las instituciones y socava la capacidad de los Gobiernos para abordar problemas económicos prioritarios como son la desigualdad y la pobreza",  así lo reflejó David Lipton, quién ocupo un cargo directivo en esta institución. La misma, ha publicado en septiembre un número especial de su revista Finanzas y Desarrollo dedicado a los paraísos fiscales, el blanqueo de capitales, las inversiones opacas y el impacto de la corrupción.

Esas sombras que ocultan una parte de la economía mundial solo son posibles porque existen refugios que permiten esconder el dinero negro.  Son los paraísos fiscales, un término claro en el imaginario colectivo, resultan difícil de definir para las autoridades mundiales. Básicamente son territorios con poca transparencia societaria, un tratamiento fiscal ventajoso y donde los bancos se escudan en el secreto bancario para poner trabas a las autoridades fiscales que persiguen el fraude.

Las autoridades internacionales, la OCDE, el FMI y Bruselas, intentan poner coto a estos refugios fiscales en respuesta al creciente clamor social ante las injusticias tributarias. En un periodo de incremento de la pobreza, la desigualdad y en el que los Gobiernos han recortado servicios sociales para inyectar miles de millones de dinero público para rescatar a los bancos.

A pesar de los esfuerzos para iluminar esas zonas oscuras, lo cierto es que los refugios fiscales atraen cada vez más riqueza. Boston Consulting Group estima que la riqueza embalsada en estos territorios ha crecido a un ritmo del 5% anual entre 2012 y 2017, mucho más que la economía mundial. Nicolas Shaxson, autor de Las Islas del Tesoro, una obra seminal sobre las actividades de estas jurisdicciones, los define de la siguiente forma: "Los paraísos proporcionan una ruta para escapar de las regulaciones financieras, responsabilidades penales, fiscales y la rendición de cuentas".

Pero los territorios offshore no solo atraen dinero de tramas criminales, también son un puerto al que recurren las grandes corporaciones mundiales para reducir el pago de impuestos. Los paraísos fiscales le cuestan a los Gobiernos entre 500.000 millones y 600.000 millones de dólares al año en ingresos procedentes del impuesto de sociedades (Crivelli, de Mooij y Keen, 2015; Cobham, y Jansky, en 2018), según recoge Shaxson en su artículo incluido en la publicación del FMI. En realidad, todas las estimaciones sobre los paraísos fiscales están sujetas a grandes desviaciones porque están afectadas por la dificultad de medir algo que no existe para las autoridades, porque está escondido.

Los principales paraísos fiscales están en economías avanzadas o en territorios dependientes de estos. El índice elaborado por la organización Tax Justice Network (TJN), que mide la erosión del impuesto de sociedades propiciado por los territorios offshore, revela que "algunas jurisdicciones dependientes del Reino Unido lideran su ranking. En el podio figuran territorios exóticos como las Islas Vírgenes Británicas, Bermudas o las Caimán,

las tres con vínculos británicos. Pero Holanda, Suiza, Luxemburgo, Jersey, Singapur,  Hong Kong o Bahamas también destacan entre las jurisdicciones que ofrecen más ventajas para evitar la imposición corporativa. Estos 10 territorios, dice TJN, son responsables de casi la mitad, el 52%, de la elusión fiscal mundial.

Alex Coghan, director ejecutivo de esta organización, carga con dureza contra estos territorios: "Un puñado de los países más ricos han librado una guerra fiscal mundial tan corrosiva que han desmoronado el sistema global de impuestos corporativos sin posibilidad de reparación". Hay un dato que sustenta su opinión. La dramática caída de los tipos de gravamen del mundo al impuesto de sociedades: ha pasado de un tipo medio del 49% en 1985 al 27% en la actualidad.

En el centro de este cambio se sitúan algunas corporaciones,  que tienen capacidad para trasladar sus ingresos a territorios con menor fiscalidad y sus gastos a lugares donde les permiten deducirlos. El resultado es un enjambre de filiales repartidas por los rincones más oscuros del mundo.

Esta estructura de ingeniería financiera propició que Apple pagara menos del 3% en impuestos por sus ganancias en Europa entre 2003 y 2014, según un informe de Comisión Europea que concluyó con una histórica multa de 13.000 millones a la empresa de la manzana por beneficiarse injustamente de las rendijas fiscales que Irlanda deja abiertas para atraer a estos grupos. La cuestión, escribe Shaxson para el FMI, es que el sistema offshore está creciendo. "Cuando una jurisdicción crea una escapatoria fiscal, otra lo copia y lo mejora en una clara competencia fiscal a la baja".

La estructura societaria que montan las corporaciones para jibarizar sus impuestos es alambicada. Pero una descripción básica sería como sigue: una gran empresa tiene una patente que traslada a una filial ubicada en un territorio de baja fiscalidad, por ejemplo, Irlanda o Luxemburgo. Esta sucursal cobra royalties por la marca muy elevados al resto de filiales que comercializan los productos o servicios al objeto de remansar el grueso de los ingresos en la jurisdicción de bajos impuestos. En teoría los precios de transferencia están destinados a valorar si esas regalías son a precios de mercado. Pero para las autoridades fiscales resulta extremadamente complicado determinar el valor de un programa informático, un chip o una innovación tecnológica. En la práctica terminan siendo un agujero.

Las grandes fortunas también se refugian en territorios como Suiza, EE UU y las Caimán. Estos tres países lideran el Índice de Secreto Financiero de TJN. Gabriel Zucman, economista en la Universidad de Berkeley (California), concluyó en un estudio que la mitad de la riqueza situada en territorios offshore estaba resguardada en Suiza, "el principal centro bancario offshore del mundo desde los años veinte". Aunque la confederación helvética ha progresado mucho en transparencia en los últimos años por la presión de EE UU y Europa, los estrechos vínculos de algunas de sus entidades con Hong Kong, Islas Vírgenes o Caimán evidencian las profundas conexiones que existen en el lado oscuro de la economía.

Las historias alrededor de estos paraísos fiscales dan para otro buen libro de John Grisham, uno de los escritores de thriller más exitosos del mundo, y autor de The Firm.

Luxemburgo, un país de 600.000 habitantes, alberga tanta inversión extranjera directa como los EE UU y más que China. El motivo de que ese pequeño país parezca un imán para las inversiones extranjeras hay que buscarlo en la ingeniería fiscal de las multinacionales. Una parte importante de las inversiones transfronterizas son movimientos entre filiales de un mismo grupo multinacional, y un enorme pedazo de esas transferencias son como un fantasma porque buscan pasar inadvertidas para el fisco. En realidad, pasan por entidades vacías, que no tienen un propósito comercial sino simplemente sirven para realizar operaciones financieras dentro del grupo para rebajar la factura fiscal. "Algunos paraísos fiscales albergan gran parte de la inversión extranjera directa fantasma en el mundo", explican Jannick Damgaard y Thomas Elkjaer y Niels Johannesen, que son investigadores del FMI y profesor en la universidad de Copenhague respectivamente. Además, son autores del artículo El auge de las inversiones fantasma, incluido en la revista del FMI.

Relatan como Holanda y Luxemburgo están en la cúspide de una lista donde vuelven a aparecer las islas vírgenes, bermudas, Caimán, Hong Kong. A nivel mundial, las inversiones fantasma ascienden a 15 billones de dólares al año, el equivalente al PIB conjunto de China y Alemania. En menos de una década las inversiones fantasma han crecido hasta representar el 40% del total de la inversión extranjera directa con un crecimiento superior al del PIB mundial. "Hoy en día, una empresa multinacional puede usar la ingeniería financiera para transferir grandes sumas de dinero en todo el mundo, reubicar fácilmente activos intangibles (patentes, derechos sobre marcas) altamente rentables o vender servicios digitales desde paraísos fiscales sin tener prácticamente ninguna presencia física en otros países".

Alex Coghan, director ejecutivo de esta organización, carga con dureza contra estos territorios: "Un puñado de los países más ricos han librado una guerra fiscal mundial tan corrosiva que han desmoronado el sistema global de impuestos corporativos sin posibilidad de reparación". Hay un dato que sustenta su opinión. La dramática caída de los tipos de gravamen del mundo al impuesto de sociedades: ha pasado de un tipo medio del 49% en 1985 al 24% en la actualidad.

Escribo esto, tras ver en las noticias que "el bitcoin pierde más del 30% de valor en su peor semana desde 2013". Estamos ya más que acostumbrados a oír que el bitcoin se desploma y se dispara. Normalmente, una inversión con este grado de volatilidad sólo la asumen especuladores muy expertos y sin embargo en mi entorno conozco a mucha gente que está invirtiendo en bitcoin. A nivel global se están escuchando alarmas,  que deberían preocupara a los reguladores.

¿Por qué mucha gente invierte en bitcoin? Dejando a un lado los especuladores a corto, los inversores a largo creen que el bitcoin en el futuro será el medio de intercambio universal y el depósito de valor que sustituirá a dólar, euro, etc

Las monedas que diariamente usamos, el euro o el dólar, son un depósito de valor. Esto significa que tengo confianza en que si guardo 3.000 euros en casa un año después esos euros tendrán un valor muy parecido al inicial. Si mi sueldo está en euros sé - con poca variación - qué cosas podre comprar con él en el futuro cercano.

Existe un solo pensamiento, lo dado por Bolivar y Chávez y, esto, lo incumplen personas apegadas al militarismo y gobierno bolivariano

Una criptomoneda que aspira a sustituir al dólar no puede tener caídas del 30% en una semana, como acaba de pasar. Tuvo caídas del 93% en 2011, del 70% en 2013 o del 86% en 2014 (dejando aparte los primeros años donde la montaña rusa era continua). Y no puede multiplicar su valor en un año sin dañar la economía.

Ni las monedas tradicionales más disfuncionales llegan a estos extremos. Nadie va a usar una moneda para las transacciones diarias si su valor es errático. Sin estabilidad nadie va a pedir un préstamo en esa moneda ni la usará para hacer compras.

Hay un grupo de economistas venezolanos que desean hacer desaparecer el bolívar soberano, con minúscula porque no tiene ningún valor. Son antipatriotas y crearon todo este facsímil, son los mismos que dicen ser revolucionarios y entregaron a Evo Morales a la ultraderecha, luego de utilizarlo contra Estados Unidos de Norteamérica.

Hasta bien entrado el siglo XX las monedas tradicionales estaban condicionadas al patrón oro y plata: todo el dinero en circulación estaba respaldado en alguna cámara acorazada del gobierno por lingotes. La oferta de oro es limitada y esto provocaba que durante las crisis cíclicas que ocurren en el capitalismo los gobiernos apenas podían actuar puesto que no podían imprimir más dinero que el oro que había.

El fin de la Primera Guerra Mundial supuso que los gobiernos se saltaran este patrón ante las enormes deudas acumuladas en la guerra que no podían respaldarse con metal precioso, de ahí se pasó a los acuerdos de Breton Woods y finalmente en 1971 Estados Unidos decidió abandonar por completo el patrón oro.

Las monedas actuales no están respaldadas directamente con nada más que la confianza en la propia moneda y esto permite a los gobiernos las grandes intervenciones sobre la economía, como la que hemos vivido recientemente en la crisis inmobiliaria de 2007. El sistema actual es muy imperfecto, pero permite que los bancos centrales controlen el crédito o la estabilidad de los precios expandiendo o contrayendo la cantidad de dinero en el mercado.

Una economía mundial basada en bitcoin sería volver al patrón oro, es decir a la oferta rígida de moneda, dado que esta criptomoneda dejará de producirse cuando alcance la cifra de 21 millones de bitcoins. El 80% del total de bitcoins ya ha sido extraído por los mineros y la dificultad de su extracción crece de manera exponencial (cada vez el crecimiento en número de bitcoins es más lento, se ha diseñado así el sistema).

¿Qué sucede con el Arco del Orinoco y el indigenismo que reside hasta el Altiplano Andino y el Litio? ¿Quién controla el Arco Minero y las Riquezas del Amazonia hasta el Estado Boliviano y El Perú? Ambos, antes eran una sola nación.

Pobre, Evo Morales Ayma confiando en el gobierno bolivariano de Venezuela y México, quien le dio asilo y ahora es una bombita caliente y tuvo que abandonar su refugio primario y, ahora busca ayuda. El mismo se lo busco, al pedirle a los chinos que la Ruta de la Seda terminará en su patio lleno de huertos de Coca y Litio.

El uso universal de bitcoin significaría despojar a los gobiernos de una política monetaria y de poder contraer y expandir la masa monetaria cuando lo necesiten, olvidando la lección que aprendimos en la Gran Depresión.

El año 2020 será de gran hambruna para Venezuela y depresión- contracción económica.

Vivimos una contradicción en la que cada vez más voces piden eliminar el dinero físico (usar moneda como la actual pero sólo tarjetas y transferencias) para combatir el fraude fiscal y las actividades delictivas y a la vez se da credibilidad a bitcoin que hace más difícil aún vigilar las transacciones. Pero, el gran problema es el flujo del mercado. Sucede como los supermercados dejados por Chávez, su misma gente o milicianos lo destruyeron todo y se robaron lo poco que existía o quedo allí.

¿Cómo es esto compatible con una moneda que no deja rastro de quién emite y recibe una transacción? ¿Cómo ayuda esto a la lucha contra el fraude y el delito? ¿Cuántos inversores en bitcoin cumplen con el fisco?

Queriendo resaltar la originalidad de la propuesta (contabilidad distribuida, tolerante a fallos, muy difícil o imposible de falsificar, etc) quiero también remarcar que se está intentando aplicar a todo como una moda más que como una solución.

Voy a poner un ejemplo de los smart contracts.

Los smart contracts son contratos escritos en software en vez de usar un texto legal que son incluidos en blockchain para que sea conocido por todas las partes e infalsificables. Pueden incluir reglas para transferir dinero sin el consentimiento "manual" de las partes siguiendo unas reglas preestablecidas. Su ventaja teórica es que son autoejecutables y no requieren abogados revisando el funcionamiento ni hay disputas posibles.

Bitcoin sube con fuerza porque tiene dos tipos de inversores: los que invierten de manera especulativa y por otra parte los que invierten a largo plazo porque creen que bitcoin es el medio de pago del futuro.

Para los que especulan - muchos se han hecho ricos - Bitcoin es una apuesta con un alto riesgo pero con gran recompensa. Con la entrada de bitcoin en el mercado de derivados también se puede apostar a la baja. Si sabes lo que haces no tengo nada que decir.

Si eres un inversor a largo que crees en bitcoin después de todo lo que he puesto arriba sólo te aconsejo que tengas las criptomonedas en tu poder con un wallet hardware y que no inviertas lo que no te importa perder porque no somos pocos los que pensamos que el bitcoin no tiene ningún valor en el largo plazo y es impredecible en el corto.

Algo, como un Petro es el Bitcoin, solo les interesa a los inversionistas y no al pueblo, todavía estamos esperando una respuesta cierta de Jesse Chacón sobre lo dado para CORPOELEC y, ahora me viene Rafael Lacava con privatización de la energía eléctrica, estamos de acuerdo, pero, primero, el embajador Jesse regrese con el remanente de ese dinero presupuestado para CORPOELEC. Así pasara con el Petro, una moneda virtual de largo o corto alcance que funcionará como un club de afiliados y que el pueblo solo será utilizado como un zombi del nuevo coloniaje y, sería engañado, como lo hemos sido todos los venezolanos y la mayoría que ahorramos en el Banco Bicentenario cuyo presidente, Miguel Pérez Abad es un oligarca, vicepresidente de La Nestlé- Venezuela y socio de los Maldonado, de Leche Carabobo, aquella de la vaquita.

Sigamos de tontos útiles a favor de la oligarquía y los boli burgueses copeyanos que se dicen socialistas.

* Escrito por Emiro Vera Suárez, Profesor de Ciencias Políticas.  Orientador Escolar y Filósofo. Especialista en Semántica del Lenguaje jurídico. Escritor. Miembro activo de la Asociación de Escritores del Estado Carabobo. AESCA. Trabajo en los diarios Espectador, Tribuna Popular de Puerto Cabello, y La Calle como coordinador de cultura. ex columnista del Aragüeño

Desean eliminar el bolívar como moneda oficial de la República Bolivariana de Venezuela


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (1479 noticias)
Visitas:
4465
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.